La situación del Hospital Antonio Scaravelli, de Tunuyán, no es diferente a las de los demás centros asistenciales del país en relación con la segunda ola de Covid que azota a la Argentina. Este sanatorio es cabecera en el Valle de Uco y es el que recibe los pacientes derivados de los otros hospitales de la región: el General Las Heras, de Tupungato y el Victorino Tagarelli, de San Carlos.

Como en todos los nosocomios el Scaravelli tiene una alta ocupación de camas de terapia intensiva, aunque no a pleno, pero lo que más preocupa es que no hay suficiente personal especializado y que los insumos no abundan, cuestión que no es privativa de este hospital, sino que ya es un fenómeno mundial.

El director del hospital tunuyanino, Luis López, brindó un panorama de lo que allí sucede en una entrevista con el programa Medio Día, de Radio Nihuil.

"Estamos con una ocupación similar al resto de la provincia. Tenemos 12 camas de terapia intensiva y 9 están ocupadas. De personal médico estamos bien aunque sufrimos lo mismo que las otras instituciones porque tenemos médicos aislados por ser positivos de Covid o por contactos estrechos lo que hace que los profesionales de la salud que están bien, deban redoblar esfuerzos", comenzó diciendo el directivo.

El doctor López recordó que "cuando ampliamos de 6 a 9 y luego de 9 a 12 las camas de terapia intensiva estábamos preocupados. Pudimos incorporar algún personal y armamos un cronograma que nos permite tener dos médicos de terapia las 24 horas. Ahora al jefe del servicio lo tenemos aislado pero lo suplimos con el esfuerzo de sus compañeros más la guardia del hospital que tiene personal con experiencia".

Hoy, un paciente Covid ocupa una cama en terapia más tiempo que antes. Ahora tenemos gente más joven que el año pasado. Están más tiempo pero tienen mejores posibilidades de recuperarse, seguramente por la edad. El promedio de edad es de 52 años. Hoy, un paciente Covid ocupa una cama en terapia más tiempo que antes. Ahora tenemos gente más joven que el año pasado. Están más tiempo pero tienen mejores posibilidades de recuperarse, seguramente por la edad. El promedio de edad es de 52 años.

Respecto de los insumos el doctor López dijo que "cuesta conseguir medicación, que es algo que sucede hoy en todos los hospitales del mundo. Por ahora estamos bien pero no sabemos qué pasará más adelante. Con el oxígeno no tenemos problemas si no aumentamos el consumo porque ya no podemos gastar más de lo que estamos gastando".

No se trata de poner más camas. Lo que no hay son especialistas de terapia. Armar hoy un servicio de terapia implica conseguir 8 profesionales. Sería una rareza tenerlos. Acá tenemos algunos que hacen guardia y después toman servicio en el Central o el Lagomaggiore No se trata de poner más camas. Lo que no hay son especialistas de terapia. Armar hoy un servicio de terapia implica conseguir 8 profesionales. Sería una rareza tenerlos. Acá tenemos algunos que hacen guardia y después toman servicio en el Central o el Lagomaggiore

"Repito: en equipamiento no hay problema. El tema es el recurso humano, que falta en Tunuyán, en Mendoza, en el país y en el mundo. Gente que no sabe de salud hace política barata con esto. Y no es una cuestión económica o de falta de ganas", terminó diciendo el director del Scaravelli.

Seguir leyendo