Guiños en Juntos por el Cambio

De Marchi se mostró con Larreta y el radical Morales mientras madura su estrategia para Mendoza

El lujanino sigue recorriendo el país junto al jefe de gobierno porteño, quien ya se lanzó para ser candidato a presidente en el 2023. Pero no descuida el tablero local, donde la previa de las elecciones jugará un papel fundamental

¿Cómo leer la reunión? Una clave tiene que ver con la anatomía de Juntos por el Cambio. Morales y Alfredo Cornejo ya se pisaron los juanetes varias veces -sobre todo en relación a la retórica distinta que mantienen frente al oficialismo nacional-.

En Mendoza, el diputado nacional De Marchi también se desmarca de los mandatos cornejistas. O sea que con Morales puede haber coincidencias.

Y la visita de los referentes a Santiago fue, en teoría, para respaldar a los candidatos locales de JxC en las elecciones municipales que habrá el 7 de agosto. Pero evidentemente hay más.

Larreta De Marchi.jpg
Omar De Marchi aporta el toque "federal" a la campaña del porteño Horacio Rodríguez Larreta.

Omar De Marchi aporta el toque "federal" a la campaña del porteño Horacio Rodríguez Larreta.

►TE PUEDE INTERESAR: Los fiscales descartaron que el autor del femicidio de Agostina Trigo haya sido una ex pareja

Un guiño de Gerardo Morales

Detrás de lo dicho en público, es imposible no vislumbrar una posible entente "moderada" entre Larreta, Morales y De Marchi, que se posiciona frente a las posturas más duras de Patricia Bullrich (PRO) y el propio Cornejo (UCR).

Mauricio Macri, por su parte, se alinea dentro de este segundo grupo, hilvanando ocasionales coqueteos con liberales de derecha silvestres como Javier Milei.

Parado ante ese mapa, Morales fue explícito el viernes: "Tanto Horacio como yo somos candidatos a presidente y tenemos una idea parecida sobre un espacio de centro que se vaya ampliando".

Rodríguez Larreta y Morales.png
Larreta (PRO) y Morales (UCR) durante la visita a Santiago del Estero.

Larreta (PRO) y Morales (UCR) durante la visita a Santiago del Estero. "Ambos creemos en una coalición de centro", postuló el radical.

Facundo Manes (UCR), otro presidenciable, viene repitiendo el mismo santo y seña: "la salida -dijo hace algunas semanas en San Rafael- es mediante una gran alianza de centro".

El problema es que, en la medida en que la situación socioeconómica empeora, son cada vez más los analistas que auguran un huida de los votantes hacia los extremos del espectro ideológico. Resta saber cuál será la resistencia del "centro" ante esa dinámica.

Acaso los "centristas" del radicalismo y del PRO terminen sintiéndose más cómodos entre ellos que entre los "duros" de sus propios partidos.

En todo caso, acercarse al radical Morales puede entenderse como un desafío a Cornejo. Y ese desafío puede tener traducción en la estrategia de De Marchi para Mendoza, como se verá más adelante.

►TE PUEDE INTERESAR: La madre de Agostina Trigo se quiso arrojar debajo de un micro y terminó en el hospital

De Marchi de gira y con una estrategia local

Corren días de mucha actividad en el entorno de Larreta. El 22 de junio, De Marchi estuvo con el jefe de gobierno porteño en Salta. Este viernes fue Santiago del Estero y de ahí la comitiva partió hacia Tucumán, donde los referentes participaron de una vigilia por el 206ª aniversario del Día de la Independencia.

Por Tucumán también andaba Cornejo, que se dejó fotografiar con Morales en la histórica casa y en actos radicales. Entre ambos, haciendo de stopper, el diputado nacional Roberto Sánchez, que quiere ir por la gobernación del "jardín de la república":

Morales Cornejo Sánchez.png
Gerardo Morales, Roberto Sánchez y Alfredo Cornejo frente a la Casa de Tucumán.

Gerardo Morales, Roberto Sánchez y Alfredo Cornejo frente a la Casa de Tucumán.

En el PRO también pivotean: poco después de sumarse a la mesa nacional de Larreta como armador en las provincias, De Marchi se juntó con Macri.

Días antes, Patricia Bullrich había criticado la decisión del lujanino de integrarse al larretismo: "Él tendrá que ver qué relación tiene con los mendocinos a partir de esa decisión que tomó", dijo quien fuera ministra de Seguridad durante el gobierno de Cambiemos.

Después todos le bajaron el tono al intercambio. Pero lo cierto es que Mendoza no es ajena a estos escozores de la UCR y el PRO.

¿Cómo hará el díscolo De Marchi para esquivar los embates del cornejismo y de Bullrich? Una posible solución sería conseguir que la circunstancia de tener distintos proyectos presidenciales hiera lo menos posible los lazos dentro de Cambia Mendoza.

Separar los tantos. Eso podría incluir un posible desdoblamiento de las elecciones, en busca de que al llegar a las urnas para elegir autoridades provinciales las disputas vinculadas a la Nación se licuen.

Una cosa es segura: Cornejo y De Marchi no son principiantes. Lo que sea que decidan, no será producto del azar.

►TE PUEDE INTERESAR: El kilo de salmón quedó en Mendoza a casi $5.000 luego del freno a las importaciones