Búsqueda de identidad

Una sobrina nieta de Raúl Alfonsín vive en Las Heras y busca a su madre biológica

María Cecilia, sobrina nieta de Raúl Alfonsín, nació en 1982 y en pandemia supo que los padres que la criaron no eran los biológicos. Nació en el consultorio de una partera, en Godoy Cruz. Podría ser hija de una detenida desaparecida o no

María Cecilia Alfonsín tiene 39 años, vive en Las Heras y en plena pandemia confirmó algo que había intuido durante décadas: que los padres que la criaron y le dieron todo y de todo no eran sus padres biológicos. Entonces, esta mujer, que es sobrina nieta del histórico Presidente Raúl Alfonsín, emprendió la búsqueda de su madre, como tantos otros.

De ella tiene escasísima información que podría ser cierta. O no.

M Cecilia Alfonsín.jpeg
María Cecilia Alfonsín tiene pareja y 4 hijos y vive en el barrio 1 de Mayo.

María Cecilia Alfonsín tiene pareja y 4 hijos y vive en el barrio 1 de Mayo.

La historia de María Cecilia Alfonsín

Nació el 4 de octubre de 1982 en Godoy Cruz, según el acta de nacimiento que la acompaña desde entonces. Sin embargo, esa versión, que durante años fue la versión oficial, terminó haciéndose trizas hace poco más de un año y medio cuando la madre de crianza admitió lo que tantas veces había negado. Que no era ella quien la trajo a este mundo.

Así, Alfonsín comenzó a reconstruir su verdadera historia, aunque de manera parcial, gracias a un puñado de datos sueltos que le llevó buen tiempo conseguir y encadenar para darle un sentido.

TE PUEDE INTERESAR: Potrerillos secreto: videos y fotografías desde las costas menos conocidas del lago

Ma Cecilia Alfonsín.jpeg
María Cecilia Alfonsín espera el resultado del ADN comparativo con el Banco de Datos Genéticos de Abuelas.

María Cecilia Alfonsín espera el resultado del ADN comparativo con el Banco de Datos Genéticos de Abuelas.

Entonces, supo que había nacido en el consultorio de una partera que atendía en la calle Pellegrini de Godoy Cruz y que llegó a manos de los padres de crianza cuando la obstetra, que había sido contactada por el matrimonio tiempo atrás, los llamó por teléfono una noche y les dijo que estaba en condiciones de entregarles, de inmediato, una niña recién nacida y no un varón, como habían conversado.

Eran otras épocas y las ecografías no existían. De ahí la diferencia. La verdadera madre de María Cecilia Alfonsín y la partera esperaban un varón. Y tanto lo esperaban que hasta habían preparado un moisés con decorados azulinos.

Tiempo atrás, en plena reconstrucción de su pasado, la mujer posteó su historia en su cuenta de Facebook y dio a conocer el nombre de la partera en cuestión: Delia Rosa Mascareño de Gómez.

Diario UNO conversó con la hija de esta mujer y excusó a su madre de no hablar del asunto por razones de salud; explicó que se jubiló hace muchos años y confirmó que en la calle Pellegrini funcionó un consultorio. Dijo desconocer si allí también se produjeron nacimientos.

La búsqueda en las redes

La mujer posteó su historia en su perfil "María Cecilia" en Facebook. Con datos y fotos de su vida e información acerca del nacimiento.

Las redes sociales y los grupos le han sido útiles para contar su historia y pedir ayuda, como lo hacen muchas de esas personas que un día descubren que sus orígenes no eran los que siempre habían sido. Como los integrantes del colectivo Mendoza por la Verdad.

Screenshot 2022-05-05 at 18-24-18 (2) Maria Cecilia Facebook.png

La esperanza puesta en Abuelas

María Cecilia Alfonsín se declara apropiada por sus padres de crianza pero no usa ese término en el contexto de la dictadura militar, época durante la cual nacieron bebés de detenidas-desaparecidas que finalmente fueron entregados y criados por apropiadores civiles o militares.

Habla de apropiación es el sentido más llano: sus padres la tomaron como hija biológica y la criaron como tal. Pero no lo eran.

A fines de 2021 apostó por una posibilidad: ser hija de una detenida-desaparecida. Por eso, el 25 de noviembre, desde la Comisión Nacional por el Derecho a la Identidad le tomaron una muestra de ADN para cotejar con los ADN guardados en el Banco Nacional de Datos Genéticos.

En el Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos, situado en calle San Lorenzo 478 de Ciudad, se ocuparon del asunto y le prometieron resultados para mayo o junio de este año.

María Cecilia Alfonsín espera la respuesta en el correo electrónico. "Lo abro dos o tres veces por día", cuenta la mujer en diálogo con Diario UNO en su casa.

- ¿Y si da positivo?

- Sería una bendición porque finalmente habría encontrado mis orígenes, pero también sería dificilísimo darme cuenta de que mis padres de crianza actuaron así en contexto de dictadura.

- ¿Y si el ADN no coincide con los registros de Abuelas?

- Tendré que seguir buscando pero sabiendo que buscar a mi madre será como buscar una aguja en un pajar.

- ¿Qué sabés de ella?

- Que cuando me tuvo era muy jovencita, cerca de la edad universitaria y que me dio a luz llevada por los tíos.

- ¿Y qué más?

- Nada más.

El parentesco con Raúl Alfonsín

El padre de crianza de María Cecilia había nacido en Buenos Aires y era primo segundo del radical que presidió el país en la vuelta a la democracia a partir de 1983. Apenas un año tenía la sobrina nieta cuando Alfonsín asumió en la Rosada.

Hoy, la mujer que busca sus orígenes recuerda los viajes a Chascomús y el orgullo familiar por el apellido ilustre.

- ¿Cómo era ser un Alfonsín?

- Eran momentos hermosos. Los viajes a Chascomús, aun después de su presidencia. Las reuniones familiares, que no eran como se puede creer porque por la función pública y la trascendencia no eran mesas familiares comunes.

- ¿Se veían en Mendoza con Alfonsín?

- Muchas veces. Cuando venía por política, con mi padre íbamos a esperarlo al aeropuerto para saludarlo y hablar un rato con él. Mi padre incluso iba a las reuniones en los departamentos y lo veía también ahí.

imagen.png
Raúl Alfonsín con María Cecilia y su hermano Nano en el viejo aeropuerto de Mendoza.

Raúl Alfonsín con María Cecilia y su hermano Nano en el viejo aeropuerto de Mendoza.

- ¿Cómo era el ex Presidente en un contexto familiar?

- Muy atento y cariñoso con la familia. Llegué a conocer a la madre, una mujer adorable que tenía en su casa, allá en Chascomús, muchos cuadros con fotos de los viajes de su hijo presidente de la Nación.

María Cecilia hoy

Tiene 4 hijos y vive en pareja hace más de 20 años con un chico al que conoció en su barrio de toda la vida: el 1 de Mayo de Las Heras.

"Nunca me fui del barrio", explica.

- ¿Qué consecuencias le trajo enterarse de que sus padres no eran los biológicos?

- Fue todo muy fuerte para mí, mi pareja y mis hijos. Tuve depresión y estuve bajo tratamiento, pero estoy saliendo adelante. Siguiendo con la búsqueda.

- ¿Sus familiares apoyan esta necesidad?

- Sí, claramente. Saben que es muy importante para mí. ¿Con mi madre de crianza? Hace un tiempo hay cierta distancia, pero siempre estaré agradecida de lo que hicieron por mí desde que nací. Me dieron amor y sostén. Mi hermano también me apoya y hasta comparte mis posteos en Facebook.

►TE PUEDE INTERESAR: Las elefantas Pocha y Guillermina siguen a todo ritmo su viaje a Brasil