Pronóstico

Por el viento Zonda se suspendieron las clases en el turno tarde en Mendoza

La Dirección General de Escuelas de Mendoza decidió suspender las clases por el viento Zonda también en el turno tarde. A qué hora bajarían las ráfagas al llano

Por UNO

La Dirección General de Escuelas (DGE) decidió suspender, por viento Zonda, las clases en el turno tarde (ya había tomado la misma resolución en el turno mañana). Las autoridades tomaron esta postura por recomendación de Defensa Civil.

Según explicaron desde el Gobierno provincial, la medida afecta a todos los niveles y modalidades educativas, ya que continúa un pronóstico con grandes posibilidades de fuertes ráfagas de viento Zonda.

TE PUEDE INTERESAR: Norte criticó la suspensión de clases en el turno mañana y se quejó que la DGE no consultó a los especialistas

Con las correspondientes actualizaciones del pronóstico el gobierno escolar irá comunicando las medidas a tomar para los turnos vespertino y noche, aseguraron desde la DGE.

A qué hora bajará el Viento Zonda en Mendoza

Según el especialista en meteorología Federico Norte las posibilidades de que el viento Zonda baje al llano son superiores al 80%.

TE PUEDE INTERESAR: Viento Zonda en Mendoza: en qué horario baja al llano

Norte explicó que esto ocurrirá después del mediodía solar "que para quien no lo sepa, no es a las 12 sino a la 13.45. A partir de ahí es cuando hay mayor probabilidad que baje el Zonda y descendería, en este caso, después de las 16", aseguró el especialista.

viento zonda en mendoza.jpg
La DGE extendió la suspensión de clases por el viento Zonda del turno mañana a la tarde

La DGE extendió la suspensión de clases por el viento Zonda del turno mañana a la tarde

Norte también aprovechó su espacio en Radio Nihuil para criticar la decisión del gobierno de Mendoza de suspender las clases en el turno mañana y aseguró que no se consultó a ningún especialista para tomar esta decisión.

Cómo cuidarse del viento Zonda

Con el viento Zonda es importante tener en cuenta algunas recomendaciones para poder evitar accidentes y problemas de salud. Algunas de los cuidados a tener son los siguientes:

  • Hidratarse permenentemente, sobre todo a los niños y adultos mayores.
  • Tener a mano la medicación en caso de sufrir asma o cualquier otra enfermedad bronquial o pulmonar.
  • Cerrar la casa lo más herméticamente posible para evitar la entrada del aire seco y caliente del exterior. Tapar con trapos húmedos todas las pequeñas aberturas, como marcos de puertas y ventanas.
  • En casos extremos, aumentar artificialmente la humedad del interior de la casa mediante rociado o regado del piso o paredes.
  • Tratar de reducir al mínimo la permanencia en el exterior, evitando exponerse a la radiación solar por mucho tiempo. Suele ser aconsejable tomar duchas de agua fresca.
  • Evitar la inhalación del polvo suspendido en el aire que arrastra el viento y protegerse los ojos. No tocar objetos metálicos, ya que se pueden producir descargas eléctricas.
  • Ser precavido en lugares descubiertos. Por momentos, las fuertes ráfagas del viento Zonda pueden arrancar chapas, tejas u otros objetos de los techos y ser arrojados con fuerza a grandes distancias.
  • Mantenerse alejado de los árboles grandes y frondosos de madera frágil. La fuerza del viento puede quebrar ramas y arrojarlas sobre las personas.
  • No estacionar el automóvil bajo árboles.
  • Al conducir, extremar la precaución.
  • Ser precavido con el manejo de materiales inflamables y elementos que pueden provocar chispas o fuego, ya que la sequedad del ambiente durante el Zonda eleva la posibilidad de incendios. Asegurarse de apagar completamente la colilla del cigarrillo antes de arrojarla
  • Planificar las construcciones en función de la ráfaga máxima estadística para la zona. Prever la instalación de equipos de aire acondicionado con humificadores de ambiente.
  • Planificar la forestación de forma tal que reduzca los efectos del Zonda. Existen estudios micrometeorológicos sobre el comportamiento del viento cercano a la superficie de la tierra.
  • En muchas regiones del mundo se postergan operaciones quirúrgicas ante la inminencia de este tipo de vientos.
  • Evitar volar, especialmente con aeronaves de pequeño porte: si lo sorprenden en vuelo las ráfagas, eludir las zonas sotavento de obstáculos orográficos, la turbulencia puede ser severa y generar fuertes corrientes descendentes.