Segundo aumento anual

El costo del taxi subió 40% y ahora el Gobierno debe definir de cuánto será la bajada de bandera

Tanto la Asociación de Propietarios de Taxis como el EMOP pidieron una actualización de entre el 39% y el 41%. El aumento de la tarifa se concretará en noviembre

Por UNO

Será el Gobierno de Mendoza el que termine de definir de cuánto será el aumento de la bajada de bandera que se implementaría a mediados de noviembre. El ajuste anterior, aplicado en junio, fue del 41%.

Pedro Guerra, titular de Aprotam, aseguró en la audiencia pública que la última actualización de costos les dio un 40,79%. Mientras que el cálculo del EMOP fue del 39%.

►TE PUEDE INTERESAR: El costo del transporte subió 73% y ahora resta definir cuánto impactará en el boleto de micro

Teniendo en cuenta que los porcentajes son similares, desde la organización consideraron "positiva" la asamblea aunque reconocen que, dado el proceso inflacionario que se vive en el país, una buena parte del aumento se habrá licuado apenas se ponga en vigencia.

taxis y remises.jpg
La bajada de bandera de taxis y remises en Mendoza aumentaría un 40% aproximadamente en noviembre.

La bajada de bandera de taxis y remises en Mendoza aumentaría un 40% aproximadamente en noviembre.

La bajada de bandera en noviembre

Si el Gobierno de Mendoza autoriza un incremento del 40%, es decir un promedio entre lo calculado por el Ente de la Movilidad Provincial y lo calculado por los privados, la bajada de bandera diurna de taxis en el Gran Mendoza quedaría en unos $180 aproximadamente, es decir $50 más que la que está en vigencia.

En tanto que la bajada de bandera en horario nocturno pasaría a costar unos $208 aproximadamente (actualmente cuesta $148,70).

Valores similares se manejan en torno a la bajada de bandera diurna y nocturna para los remises en el Gran Mendoza.

► TE PUEDE INTERESAR: Presupuesto 2023: cómo impactará en la cuota la suba de los impuestos Automotor e Inmobiliario

"Este año nos permitieron dos actualizaciones" para que el usuario no lo sienta tanto de una vez, explicó Guerra en diálogo con Diario UNO. El problema, dice, es que el trámite de aprobación de cada incremento demora dos o tres meses por lo que, cuando se aplica, la inflación se "comió" buena parte del aumento.

"Tenemos también problemas para los cambios de unidades y la falta de créditos blandos", indicó el titular de Aprotam. Esta falta de acceso al crédito se da a pesar de que el Gobierno de Mendoza brinda un préstamo al 52%: "El problema es que la cuota es alta y se pone complicado pagarla teniendo en cuenta los ingresos de las familias", reconoció.

Temas relacionados: