Iniciativa de las mujeres radicales

La UCR ya tiene un protocolo para tratar los casos de violencia de género que ocurran en el partido

Se trata de una serie de acciones que se llevan adelante si se detecta una situación de esta índole en el ámbito partidario. Las sanciones pueden incluir hasta la expulsión del partido para el victimario

Para elimitar cualquier tipo de violencia de género y discriminación política en el ámbito partidario, la UCR ya ha puesto en marcha un protocolo que implica una serie de acciones. Estas pueden incluir desde advertencias y sanciones, hasta la expulsión del partido, según la gravedad del caso que se denuncie.

Mujeres radicales.jpg
Las integrantes del Comité Provincia de la UCR trabajaron durante dos años para elaborar el protocolo.

Las integrantes del Comité Provincia de la UCR trabajaron durante dos años para elaborar el protocolo.

Diario UNO dialogó con Alicia Beningaza, secretaria de la Mujer del Comité Provincia, quien explicó de qué se trata esta iniciativa.

Acciones contra la violencia sexista

Beningaza contó cómo surgió la idea de elaborar un protocolo contra la violencia hacia las mujeres y diversidades.

Según manifestó, en la dirección que ella representa se detectó la necesidad de elaborar un código de procedimiento, en el que quedara especificado qué se debía hacer frente a una situación de violencia contra las mujeres y las personas del colectivo LGBTIQ+.

►TE PUEDE INTERESAR: El ex subsecretario Alejandro Jofré fue condenado a 2 años y 6 meses de prisión en suspenso por abuso sexual

"Fue un trabajo de más de dos años, que se presentó en diciembre en el Congreso Partidario, y se pudo aprobar el febrero, ya está en vigencia".

La secretaria expresó, además, que el trabajo de las personas que elaboraron el protocolo no se limita a haberlo redactado, aprobado y puesto en vigencia, sino que se va a extender al compromiso de que se traduzca en acciones concretas.

Cómo funciona el protocolo

Beningaza explicó que si alguna mujer o persona LGBTIQ+ afiliada a la UCR, se ve afectada por una situación de violencia de género, o bien, no es afiliada pero se ve involucrada en una situación de este tipo con un integrante del partido, puede recurrir a un mail para realizar su exposición.

Agregó que no solo es para casos de violencia, sino también de discriminación por género.

protocolo violencia género ucr.jpg
El protocolo contra la violencia de género se aprobó en febrero pasado.

El protocolo contra la violencia de género se aprobó en febrero pasado.

►TE PUEDE INTERESAR: Imputaron a los dos clientes que agredieron a la moza de la calle Arístides y la joven describió el ataque

Estos correos se reciben en la secretaría de la mujer, y se contacta a la persona que realizó la denuncia.

Beningaza manifestó que ella misma intervendrá en la situación, si es necesario viajando hacia el departamento en el que esto haya ocurrido.

Si el caso es muy complejo u la víctima así lo decide, se acompañará a realizar la denuncia judicial.

Paralelamente, se tomarán con la persona denuciada acciones disciplinarias. Pueden ser advertencias, sanciones y hasta la expulsión del partido.

Qué es la violencia política y por qué hace hincapié en ella

Según explicaron desde la UCR, el concepto de "Violencia Política" que surge de la Convención Belem do Pará es “cualquier acción, conducta u omisión, realizada de forma directa o a través de terceros que, basada en su género, cause daño o sufrimiento a una o a varias mujeres, y que tenga por objeto o por resultado menoscabar o anular el reconocimiento, goce o ejercicio de sus derechos políticos”.

►TE PUEDE INTERESAR: Las mujeres en la política, su lucha por romper el techo de cristal y el futuro para las que vienen

Lo que se viene a sumar a otras formas de violencia como la simbólica, física, psicológica y económica, entre otras.

Con el protocolo vigente, los casos de violencia política que se denuncien, van a abordarse de la misma manera que cualquiera de sus manifestaciones.

Adhesión a la Ley Micaela

En agosto de 2022, la UCR fue el primer partido de Mendoza en adherir a la Ley Micaela.

A través de esta adhesión se les da la posibilidad a dirigentes y militantes de toda la provincia para que se capaciten en perspectiva de género.

“Si bien no es obligación para la dirigencia partidaria, consideramos que es muy importante dar un gesto hacia la comunidad”, había contado Tadeo García Zalazar, el presidente del partido.

También señaló otras iniciativas al respecto, como la adhesión por la carta orgánica a la Ley Nacional (27499) y la paridad de género en las autoridades.

Temas relacionados: