Cambios en la Justicia

Hubo humo blanco y la Suprema Corte de Justicia acordó un proyecto de reforma

La Suprema Corte de Justicia enviará este martes a la Legislatura un proyecto de reforma consensuado, que implica la recuperación del diálogo entre los supremos radicales y peronistas y la creación, entre otros tópicos, de una instancia de apelación de causas penales

Hubo humo blanco y los jueces de la Suprema Corte de Justicia acordaron un proyecto de reforma de funcionamiento del máximo tribunal.

Lo enviarán este martes a la Legislatura y, más allá de cuestiones puntuales, implica la recuperación de una postura institucional dialoguista que se había perdido en los últimos tiempos y que alcanzó el punto crítico la semana pasada, cuando los jueces peronistas y radicales expusieron por separado en la Casa de las Leyes.

Suprema Corte de Justicia de Mendoza.png
Los jueces de la Suprema Corte de Justicia por la reforma.

Los jueces de la Suprema Corte de Justicia por la reforma.

El acuerdo fue producto de dos reuniones larguísimas que se desarrollaron este lunes -en doble turno- en la Sala de Acuerdos de la Suprema Corte de Justicia, en el cuarto piso de los tribunales.

Participaron 6 de los 7 supremos: los radicales Dalmiro Garay, José Valerio, Teresa Day y Pedro Llorente y los peronistas Omar Palermo y Mario Daniel Adaro. Julio Gómez, ausente con aviso por vacaciones en el exterior, acompañó vía mensajes con sus colegas.

TE PUEDE INTERESAR: Por la reforma de la Suprema Corte de Justicia ya hay supremos vencedores y vencidos

El acuerdo de la Suprema Corte de Justicia

Pese al hermetismo impuesto por los magistrados, trascendió que uno de los puntos acordados por los supremos radicales y peronistas es la creación de una instancia de apelación de fallos penales previa a la Suprema Corte de Justicia: el denominado doble conforme, que permitirá disminuir la cantidad de causas en apelación.

Se confirma la eliminación de las Salas I y II para recibir y resolver expedientes, lo que fue el punto de quiebre entre peronistas y radicales.

Se estipula que el sorteo entre los 7 supremos -se agrega el Presidente, que nunca antes resolvió causas- será la nueva modalidad que determinará la distribución de trabajo.

Si bien la letra chica de la ley surgirá en la Legislatura, los supremos acordaron que este año debería comenzarse con el sorteo de los expedientes contenciosos administrativos.

En 2023 sería apropiado comenzar a sortear los casos de los fueros Penal, Laboral, Civil y de Familia. El objetivo es comenzar el 2024 con la designación de jueces para cada causa a través del sorteo, que podrá ser auditado por las partes.

TE PUEDE INTERESAR: El debate por la Corte reveló que funcionarios siguen cobrando como jueces aunque una ley lo impide

Temas relacionados: