Cruces políticos tras robos en un súper y un comercio

En Tupungato, Soto dijo que los robos disfrazados de saqueos le pasan sólo a los municipios de Cambiemos. Aveiro le contestó duro y lo trató de "irresponsable".

Fotos y videos aún circulando en WhatsApp. Comerciantes preguntándose si abrían sus locales. Rastros de los disturbios en las inmediaciones de la "rotonda del reloj" en Tupungato. Las redes sociales ardiendo con mensajes de indignación, lamentos y hasta pedidos de mano dura. También, un cruce de audios candentes entre intendentes y funcionarios provinciales cargando contra agrupaciones políticas. Esa era la escena este fin de semana, en un domingo atípico para Tupungato.

Así como ocurrió en otros puntos de Mendoza, esta comuna fue una de las más perjudicadas el sábado a raíz de "robos disfrazados de saqueos" -como describieron desde el Ministerio de Seguridad- que dejaron, sólo en este departamento del Valle de Uco, 4 policías heridos y 31 detenidos. Entre otros saldos, hubo conmoción en la comunidad y una batalla política que se hizo pública entre el oficialismo y la oposición.

Mientras en las afueras del supermercado Carrefour se desataba una suerte de batalla campal, en la que hubo tiros, ladrillazos, piedrazos y daños a comercios, el primer funcionario que salió a hablar de lo que pasaba fue el intendente de Tupungato, Gustavo Soto. Lo hizo a través de un audio dirigido a los vecinos, en el que no sólo pedía que no se movieran de sus casas, sino que hablaba de responsables "de afuera".

"No es gente de acá, es cierto. Esto está armado. Y así les va a ir pasando a todas las municipalidades que gobierna Cambiemos", dijo textualmente, mientras en los celulares de los tupungatinos se replicaban las imágenes de lo que pasaba y los comercios de la avenida Belgrano y otros supermercados cerraban sus puertas alrededor de las 20.

Al rato, otro audio se viralizó como respuesta al de Soto. Se trató de uno grabado por el intendente de Tunuyán, Martín Aveiro (PJ), dirigido a su par. "Es un acto de irresponsabilidad en estos momentos el tuyo, culpando a alguien o culpando a otro. Esto nos lleva puesto a todos, Gustavo. No a los municipios que son de Cambiemos. Esto es gente que aprovecha la situación para hacer daño, pero no podés salir con ese mensaje culpando a la política y haciendo cargo de una u otra manera al peronismo", dijo enojado Aveiro, mencionándole que en Tunuyán también tenían problemas y que su mensaje generaba "más pelea, broncas y más grieta".

"Tenés que ponerte por encima. O vos te creés que nosotros estamos festejando el quilombo este. Del que se vayan todos estás muy cerca", cerraba el audio del justicialista.

Soto no se quedó callado, pero eligió hablar a través de un video en sus redes sociales, con la comunidad en general como destinatario. "Me hago responsable de lo que digo. Estoy absolutamente convencido de que este nivel de organización y despliegue no es algo a lo que estamos acostumbrados los tupungatinos, algo que se haya organizado acá. La prueba es la destrucción del supermercado y los elementos sacados", dijo. Aseguró además que estaban trabajando para identificar a los autores materiales e ideólogos, y les pidió a los vecinos que tuvieran fotos y videos que los pusieran a disposición, aunque sea de forma anónima.

Majul, duro contra los K

Hasta el domingo, el Ministerio de Seguridad contabilizaba 31 detenidos por los hechos en Tupungato y más de 50 en toda Mendoza. Entre los aprehendidos en el Valle de Uco, hubo 11 menores de edad. A su vez, dijeron haber identificado a los incitadores y quienes habrían trasladado a los "delincuentes" -como los llamaron- desde otros departamentos, como desde San Carlos.

"Seguimos con esto de que son robos disfrazados de saqueos. Incitados por algunos personajes lamentables. Lo que es lamentable también es que ningún partido de la oposición haya salido a solidarizarse o a poner paños fríos. Hay grupos muy radicalizados. De ayer tenemos captura de pantalla de gente, de militantes de agrupaciones kirchneristas, que incitaban a saqueos. Los tenemos a disposición de la fiscalía", dijo Néstor Majul, subsecretario de Relaciones Institucionales.

Además, dijo que hubo 4 efectivos de la policía heridos y aclararon que las balas que se oyeron fueron tiradas al aire por personal de seguridad apostados en el supermercado atacado.

"No tuvimos ningún ingreso al hospital por herida de bala, pero sí policías heridos. No es gente necesitada. Sino gente que insulta al presidente Macri con frases como 'manso saqueo'. La gente humilde que no tiene para hacer frente a su situación no le pega a un policía para robar", agregó el funcionario, que detalló que en Tupungato lo que se robaron fueron electrodomésticos, bebidas alcohólicas, perfumería y artículos de limpieza. "No tocaron el pan, sí se llevaron unos pedazos de carne. Algunos litros de aceite", detalló.

También dijo que en Tunuyán sólo hubo un robo a un comercio chico.

En esta nota: