Ocurrió en San Rafael

Condenado por violar a su hermana planteó que no lo hizo porque tiene el "pene pequeño"

La Corte provincial ratificó la condena a once años de prisión contra dos hermanos por el caso de abuso sexual en San Rafael

Una investigación por abuso sexual en San Rafael ocurridos entre 2006 y 2012 tuvo ribetes particulares. No sólo porque dos hermanos fueron condenados por violar a su hermana menor, sino porque la defensa de uno de los sospechoso planteó una particular coartada que sostuvo incluso ante la Suprema Corte de Justicia pero que finalmente no prosperó.

La investigación se inició a mediados de 2021 tras la denuncia de la víctima, que hoy tiene 24 años. En su primera presentación la víctima detalló que vivía con su familia en un domicilio ubicado en Cuadro Nacional y que cuando era niña fue abusada por sus dos hermanos mayores, hoy de 34 y 36 años, en reiteradas ocasiones -se reservan todas las identidades de los protagonistas-.

El primero que comenzó con los hechos fue el primogénito, entre los años 2006 y 2012, es decir, cuando la víctima tenía entre 6 y 13 años. Durante ese período de tiempo la habría vejado en formal oral, vaginal y anal. Además, amenazó con golpearla si confesaba lo ocurrido. En tanto que entre 2008 y 2012 se habría sumado a los ataques sexuales el otro hermano, quien además le quitaba el dinero que la víctima ganaba producto de la venta de frutas y luego se lo devolvía cuando terminaban las agresiones.

Polo-Judicial-Penal-700x525.jpg

Si bien la víctima luego no quiso avanzar con la denuncia, en el juicio que se realizó en 2023 se comprobó que tenía sentimiento de culpa por haber afectado el vínculo familiar, un indicio claro del síndrome de acomodación al abuso sexual infantil.

Durante el debate, la Fiscalía y el juez tuvieron en cuenta este último punto, sumado a pericias del Equipo de Abordaje de Abuso Sexual (EDEAAS). Los sospechosos terminaron condenados a una pena de once años de prisión.

►TE PUEDE INTERESAR: Se acerca el juicio por el caso de abuso sexual en Mendoza que se destapó en España

Sin embargo, la defensa apeló y trató de revertir el fallo ante la Suprema Corte de Justicia. Los argumentos fueron bastante particulares ya que sostuvo que el menor de los acusados no pudo haber cometido los abusos ya que tiene un "pene por demás pequeño" lo que lo imposibilita para tener relaciones. Incluso agregó que esto fue ratificado por una pericia médica.

También alegó que en todo caso los hechos habría ocurrido cuando los sospechosos eran menores de edad, ya que cuando eran mayores medían más de 1.80 metros y pesaban más de 140 kilos, por lo que difícilmente podrían "haber ingresado sigilosamente" a la habitación con cuchetas donde ocurrieron los vejámenes mientras otras hermanas del grupo familiar dormían.

►TE PUEDE INTERESAR: Sobreseyeron y ya puede volver a su país el italiano que fue investigado por un abuso sexual en un hostel

Finalmente, los ministros de la Corte José Valerio y Mario Adaro rechazaron los argumentos defensivos y confirmaron la sentencia. Los magistrados descartaron los planteos, especialmente el referido al tamaño del pene del sospechoso ya que el hombre tiene hijos, por lo que no es creíble la coartada de que no puede tener relaciones sexuales.