Diario Uno > Política > Mendoza

Reclaman que en Mendoza también se suspendan las clases por 15 días

Se trata de un proyecto del diputado Marcelo Aparicio (Frente de Todos) que pide Mendoza adhiera al decreto nacional y pase a clases virtuales por los contagios

Ante la escalada de contagios por coronavirus, la llegada de la segunda ola del virus y los alarmantes números de ocupación del sistema de salud en Mendoza, el diputado provincial Marcelo Aparicio (PJ) presentó una iniciativa en la Legislatura para que el gobernador Rodolfo Suarez tome el mismo camino que el Gobierno nacional dictó para el AMBA. El DNU de Alberto Fernández tiene como una de sus medidas más fuertes la suspensión de la presencialidad escolar y el pase a la modalidad virtual por 15 días. En Mendoza, se definió inicialmente no adherir y continuar con el mismo régimen de medidas que viene adoptando con un sistema mixto en la mayoría de las escuelas.

Pero el aumento de casos en la provincia es alarmante, y las camas tanto en el sistema público como en el privado ya comenzaron a faltar, remarcó el legislador.

Se confirmó en la semana la triste noticia del fallecimiento por coronavirus de Walther Din, un conocido docente de Mendoza, con casi 20 años de profesión, quien se desempeñaba como profesor en la escuela técnica Gabriel del Mazo de Godoy Cruz. Desde varios sectores de la comunidad educativa ya se levantan voces para pedir la suspensión de la presencialidad, ante el crecimiento exponencial de casos en la provincia con todos los semáforos en rojo, con el sistema de salud privado colapsado, haciendo foco en que se restrinja la circulación de la cantidad de alumnos y familias que transitan diariamente para llegar a las escuelas.

En este sentido, Suarez dispuso el escalonamiento en el horario de ingreso de la administración pública y de los colegios, y sugirió que el comercio abra a las 10 para evitar precisamente el colapso del transporte público en los horarios pico.

Si bien el argumento del gobernador apela a que es menor el número de contagios registrados dentro de las aulas (el 1% de los grupos de los establecimientos educativos, según la DGE), el proyecto de Aparicio sostiene que "debido al alto nivel de casos, se hace muy difícil determinar dónde se origina cada uno. La realidad es que si el contagio se produce en el transporte público, yendo a la escuela, o adentro de la burbuja, es exactamente lo mismo, porque la circulación del virus sigue multiplicándose. Otro dato a tener en cuenta para pedir la suspensión de la presencialidad, es la falta de vacunación de la gran mayoría de los y las docentes de Mendoza, lo que pone en riesgo permanente a los y las trabajadoras de la educación, sobre todo a aquellos que deben trasladarse de escuela a escuela muchas veces usando el transporte público".

El peronismo mendocino se expresó hace unos días a partir de un comunicado publicado por el Partido Justicialista de Mendoza, en el que se requiere al Gobierno provincial "a dejar actitudes demagógicas de lado y ponerse definitivamente en sintonía con el camino que lleva adelante la Nación a fin de salvaguardar la salud de la población".

Consultado sobre el tema de la presencialidad escolar, el diputado declaró que “Suarez está haciendo demagogia desde hace tiempo con la salud de los mendocinos y mendocinas, queriendo mostrar diferencias con el Gobierno nacional que son para la tribuna, y sosteniendo una apertura que ya no se puede justificar de ninguna manera. Los números de contagios y el estado de situación del sistema sanitario están pidiendo claramente otra cosa. Hay que actuar rápidamente".

Seguir leyendo