La novela por la inclusión de Mendoza en el Régimen de Promoción de Empleo nacional tuvo un nuevo capítulo este fin de semana. Ahora el Ministerio de Economía le envió al ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, un detalle con las 300 actividades que pretenden beneficiar con esa reducción de aportes patronales. Ese era un pedido que habían hecho de Nación para avanzar en la aplicación del beneficio. Ahora la decisión está en la Casa Rosada.

Desde que se conoció el decreto nacional 191, por el cual se creaba un Régimen de Promoción de Empleo y se beneficiaba a 10 provincias del Norte Grande se dispararon las quejas y los reclamos. El primero en levantar la voz fue el mismo ministro de Economía mendocino, Enrique Vaquié, quien se quejó en sus redes y mandó una nota a Kulfas, pidiendo los mismos beneficios para Mendoza.

https://api.scraperapi.com/?api_key=1e0f56943452409b556fd540b2fa059c&premium=true&url=https%3A%2F%2Fpublish.twitter.com%2Foembed%3Furl%3Dhttps%3A%2F%2Ftwitter.com%2Fevaquie%2Fstatus%2F1375044989059743747

Apenas un día más tarde el mismo gobernador Rodolfo Suarez instruyó al fiscal de Estado, Fernando Simón y al asesor legal del Gobierno, Ricardo Canet, que avanzaran con una demanda contra la Nación por la inconstitucionalidad de ese decreto, por “omisión discriminatoria”.

Pero la sangre no alcanzó a llegar al río. Cuando la indignación mendocina crecía, la senadora nacional Anabel Fernández Sagasti anunció que se había comunicado con varios integrantes del gabinete nacional, entre ellos el mismo Kulfas y que Mendoza ingresaría a ese ansiado régimen que tanto recordó a la perjudicial promoción industrial de los años '90. Acto seguido, el mismo ministro Kulfas, anunciaba en varios medios mendocinos que habían comenzado las tratativas para que Mendoza tuviese un beneficio similar al que se le daría a San Juan. Esto no es la reducción de las cargas patronales que se dio al Norte, sino un subsidio, pero que debía ser la provincia quien priorizara las actividades que pretendía incluir en el beneficio.

Eso es lo que efectivamente se cumplió este viernes cuando se envió al ministerio de Desarrollo Productivo una nota con el detalle de las 300 actividades a incluir en el nuevo régimen.

El argumento para beneficiar a esas provincias del Norte era la distancia que hay entre ellas y los puertos nacionales o los centros de consumo, lo que implica mayores costos de transporte y logística. Ante eso nosotros advertimos que también la distancia nos perjudica, fuimos propositivos y no sólo detallamos las 300 actividades -a las 114 que se beneficiaban en el Norte, se sumaron 121 de servicios y 85 de ventas- que pretendemos incluir, que son generadoras de empleo y complementarias con lo que ya se hizo con el Mendoza Activa y el programa Enlace, sino que también sumamos que la mecánica con la que se podría aplicar el beneficio, que es el sistema de tícket de la provincia, que es ágil, en un esquema de fideicomiso en el que Nación podría participar directamente”, precisó el subsecretario de Industria y Comercio, Alejandro Zolotolov.

En la propuesta queda explicitado que la asistencia nacional provendría de Aportes No Reembolsables (ANR) provenientes del FONDEP, que es un fondo de desarrollo nacional

El tenor de la nota

empleo.pdf

En el escrito que se envió al Ministerio de Desarrollo Productivo de Matías Kulfas, no sólo se pidió incluir a las 300 actividades mendocinas en ese régimen de promoción de empleo. También se le dio a Nación un panorama de la situación en la provincia.

“La realidad productiva provincial atraviesa serias dificultades marcadas por la existencia de un proceso de caída sostenida en el uso de la capacidad instalada, escaso o nulo acceso a líneas nacionales de financiamiento blando para equipamiento e innovación, falta de competitividad en mercados internacionales, entre otros actores condicionantes que vienen produciendo marcadas brechas en el acceso al mercado laboral" y marca que en ese contexto el Régimen de Promoción de Empleo "viene a constituir una serie amenaza de profundización de los problemas estructurales que posee la economía provincial", insiste.

Seguir leyendo