El Gabinete

En la Casa Rosada ya ven a Sergio Massa como un "superministro" que controle el área económica

Tras las negociaciones entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner para un relanzamiento de la gestión, Sergio Massa se presenta como el último recurso y este fin de semana definirá su futuro

Por UNO

Si bien el titular de de la Cámara de Diputados, Sergio Massa dijo: "No tuve ningún ofrecimiento y recién quedé en charlar con el presidente sobre la agenda de trabajo entre viernes y sábado", son inminentes los cambios en el gabinete y el tigrense estaría al frente de un "superministerio" que tendría a su cargo la coordinación de toda el área económica del Gobierno. Juan Manzur, hoy jefe de gabinete, seguiría en su cargo.

En caso de asumir Sergio Massa, la actual ministra de Economía Silvina Batakis podría quedar como secretaria de Hacienda.

Como resalta A24, Alberto Fernández tironeado por gobernadores, sectores sociales y el campo, anuncia medidas contradictorias y a cuentagotas, mientras busca ganar tiempo para frenar la corrida cambiaria y llegar al mes de agosto, con un alivio de dólares que espera que aporte el sector agropecuario. Pero esta estrategia es cuestionada por los distintos sectores del Frente de Todos. El punto máximo de las tensiones se vio en la tarde del miércoles en un almuerzo del presidente con los gobernadores.

► TE PUEDE INTERESAR: El Gobierno provincial deberá indemnizar a la familia de Florencia Romano con $12 millones

Ganar tiempo y bajar la tensión

El presidente Alberto Fernández, debilitado por la profundización de la crisis económica y la interna interminable en la coalición de Gobierno, busca ganar tiempo tomando medidas a cuenta gotas tironeado por todos los sectores como el campo, los industriales, las Pymes, los gremios y los movimientos sociales.

sergio massa industría automotriz2.jpg

Tras el anuncio de un nuevo régimen cambiario para que el campo liquide las exportaciones de soja, el presidente -debilitado en su poder político- negocia con sus socios del Frente de Todos un relanzamiento del gabinete que apunte a activar la paralizada gestión. Los anuncios se discutirán el fin de semana pero se anunciarán recién entre el lunes y el martes, confirmaron fuentes oficiales a A24.com.

En el Gobierno insisten en que el plan de la ministra de Economía, Silvina Batakis, es continuar con el programa firmado con el FMI que implicará un fuerte ajuste fiscal, pero con medidas esporádicas y transitorias para responder los planteos sectoriales.

El gobierno en realidad solo busca es ganar tiempo hasta septiembre, cuando creen, bajarán las presiones para importar energía, que hoy se lleva según Pesce, "el 25% de los dólares" para importaciones del país.

Los ministros Daniel Scioli y Batakis acordaron que entre las medidas seguirán implementando figuran los acuerdos de Precios Cuidados, sector por sector, como el acuerdo de la canasta de 1030 productos firmada con supermercados y alimenticias, o los "precios razonables para el pan" y el bono de $11.000 que cobrarán los beneficiarios de planes sociales Potenciar Trabajo el 5 de agosto.

Agosto será un mes clave para el Gobierno porque empieza a regir el verdadero ajuste fiscal que prometió Batakis al FMI y a los empresarios, para ganarse la confianza de los mercados promesas con los que por el momento parece haber empezado una tendencia de baja del dólar paralelo o blue.

La segmentación de tarifas y la quita de subsidios que implica unos 15.000 millones de dólares comenzará a aplicarse en agosto, igual que el congelamiento de gastos del Estado como la prohibición de contratar nuevos empleados en organismos públicos.

En esa línea estratégica confirmó Pesce este miércoles que se atenderán personalmente cada planteo de industrias y Pymes para acceder a dólares para insumos importados. Algo similar habría planteado Sergio Massa en sus muchos condicionamientos antes de asumir en un ministerio.

Temas relacionados: