Diario Uno Política Jaime Correas
La grieta política

Conectar Igualdad: Jaime Correas refutó a Cristina

Jaime Correas, director de Escuelas en el gobierno de Cornejo, refutó a Cristina Kirchner por su dichos sobre el plan Conectar Igualdad

Por UNO

El ex director general de Escuelas de Mendoza, Jaime Correas, salió a cuestionar a la vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner por la defensa que hizo recientemente del plan Conectar Igualdad por el cual se entregaron computadoras a estudiantes de todo el país.

En una nota de opinión publicada en el Diario La Nación, el ex funcionario del gobierno de Alfredo Cornejo se refirió al acto en el que CFK citó como ejemplo de ese programa lanzado cuando ella era presidenta al músico L-Gante que hizo una producción trabajando con una notebook del Conectar-

Seguir leyendo

Correas, designado recientemente miembro de la Academia Argentina de Letras escribió su columna en el matutino porteño bajo el irónico título CFK puede ayudar a la educación.

El ex titular del gobierno escolar mendocino comenzó diciendo que el ejemplo que utilizó Cristina permite entender lo que para él es un mal que retrasa a la Argentina: el de opinar y gestionar sin evidencias.

Enseguida Jaime Correas recordó que el propio L-Gante aclaró después de los dichos de la vicepresidenta que la computadora no la obtuvo en la escuela, sino que la compró aunque en verdad el propio músico había dicho lo contrario. "Es decir que su contacto con el dispositivo no fue por razones educativas, como había asumido la vicepresidenta por una simple apariencia"., sumó quien actualmente está ligado al gobierno de Rodolfo Suarez como asesor.

Paradójicamente, lo que parecía un ejemplo virtuoso es en realidad un caso más de las muchísimas deficiencias que Conectar Igualdad ha tenido desde su implementación en 2010. Y seguirá teniendo si no se pone el foco en gestionarlo de otro modo y con otras finalidades. En realidad, hace acordar más a aquel reparto de zapatillas firmadas por el gobernador Ruckauf que al Plan Ceibal del Uruguay, uno de los más exitosos del mundo en provisión de computadoras a los alumnos. Paradójicamente, lo que parecía un ejemplo virtuoso es en realidad un caso más de las muchísimas deficiencias que Conectar Igualdad ha tenido desde su implementación en 2010. Y seguirá teniendo si no se pone el foco en gestionarlo de otro modo y con otras finalidades. En realidad, hace acordar más a aquel reparto de zapatillas firmadas por el gobernador Ruckauf que al Plan Ceibal del Uruguay, uno de los más exitosos del mundo en provisión de computadoras a los alumnos.

Jaime Correas.jpg
Jamie Correas, director general de Escuelas en el gobierno de Alfredo Cornejo.

Jamie Correas, director general de Escuelas en el gobierno de Alfredo Cornejo.

Otras consideraciones realizadas por Correas en su nota de opinión son las siguientes:

  • "L-Gante es sólo un caso puntual de la enorme cantidad de máquinas, un número imposible de precisar, que fueron vendidas, cambiadas, perdidas por sus beneficiarios o simplemente robadas a ellos. No sería tan grave si el objetivo hubiera sido distribuir dispositivos a la bartola sin importar a quien, pero se lo hizo en un programa específico de educación, en la creencia de que es imposible enseñar y aprender en la actualidad si no se lo hace en sintonía con la tecnología"
  • "El Plan Ceibal del Uruguay, luego de trece años, ha tenido éxito en entregar dispositivos y en desarrollar el tema digital pero todavía no ha mejorado los resultados de los estudiantes en Lengua y Matemática. La Argentina tampoco, pero está más lejos de hacerlo, entre otras cosas porque no somos efectivos en la utilización tecnológica como una herramienta más de los aprendizajes. Pero tampoco tenemos buena formación docente en esas materias esenciales, y esto es más grave".
  • "Si Cristina Fernández de Kirchner, junto a otros dirigentes del oficialismo y la oposición, trabajaran colaborativamente en temas como la educación, donde el uso de tecnología es apenas un capítulo, quizás iríamos por otro camino, más benéfico para los destinatarios, los alumnos".
  • "El ministro de Educación, Nicolás Trotta, argumenta seguido que no se pudo mejorar la virtualidad durante la pandemia porque el gobierno de Macri suspendió Conectar Igualdad (recién lo hizo en 2018, algo que no suele aclarar) que hasta ese momento estaba dotando supuestamente a todos los alumnos de computadoras. Ahora, gracias al regreso del programa, las van a volver a recibir. Y en un futuro incierto la educación será maravillosa según esta línea de pensamiento. Sólo relato no basado en evidencias".

El ex director de Escuelas de Mendoza repasó algunos datos y recordó que en septiembre de 2017 Mendoza había recibido 236.891 dispositivos y que de ellos, el 30,22% pasó al servicio técnico por desperfectos. Pero como este servicio técnico sólo estaba en Buenos Aires, el 65% tenía una demora de 180 días para regresar y un porcentaje no volvía. "Es decir, que ese programa que suele elogiarse por la cantidad de dispositivos distribuidos no funcionaba para una de cada tres máquinas. Y eso era lo oficial, lo que estaba declarado y a la vista. El testimonio de las escuelas señalaba que por diversas razones se usaban escasamente las máquinas sanas. De ningún modo era una herramienta afinada de la vida educativa", estimó.

Conclusión: no se trata de criticar una gestión, sino de evaluar con certeza cómo estaba funcionando Conectar Igualdad para, entre muchos, no sectariamente, arreglarlo o cambiarlo si fuera necesario por el bien del conjunto. Salvo aspectos parciales, en mi opinión, que puede ser discutible por supuesto, Conectar Igualdad nunca funcionó debidamente, estuvo muy lejos de hacerlo y de ser un aporte sustancial a la educación argentina. Tomar casos como el de L-Gante para elogiarlo es cuando menos frívolo y altamente demostrativo como indicio del mal desempeño del programa. Conclusión: no se trata de criticar una gestión, sino de evaluar con certeza cómo estaba funcionando Conectar Igualdad para, entre muchos, no sectariamente, arreglarlo o cambiarlo si fuera necesario por el bien del conjunto. Salvo aspectos parciales, en mi opinión, que puede ser discutible por supuesto, Conectar Igualdad nunca funcionó debidamente, estuvo muy lejos de hacerlo y de ser un aporte sustancial a la educación argentina. Tomar casos como el de L-Gante para elogiarlo es cuando menos frívolo y altamente demostrativo como indicio del mal desempeño del programa.

En el final de su documento Jaime Correas da otros datos y elogia el Plan Ceibal llevado adelante en Uruguay por Tabaré Vázquez en 2007 y que aún continúa y termina diciendo: "CFK tiene el suficiente poder y predicamento como para, al menos la educación, dejarla fuera de la pelea y ayudar a mejorar sus problemas sin frivolizarlos. El ejemplo de L-Gante no contribuye".