"Sacar el IFE es ver la realidad con el Excel", había dicho Juan Grabois allá por comienzos de diciembre del 2020 cuando la ANSES decidía que no habría un IFE 4. El día después de las Elecciones 2021, con los resultados en mano, el referente del Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) insistió con la implementación del Salario Universal, una suerte de "IFE sostenido" para todos los que tienen un ingreso inferior al del salario mínimo vital y móvil.

El dirigente aseguró que aún hay funcionarios con posturas a la "defensiva" que creen que con el Ingreso Familiar de Emergencia y el ATP ANSES del año pasado, los inconvenientes sociales estaban terminados.

Seguir leyendo

"Hay una parte del Gobierno que vive en otro país. Hay una postura defensiva de hicimos el IFE y el ATP, pero pará hermano, eso ya fue", remarcó Juan Grabois; quien agregó que "hubo un abandono de los pibes y las pibes de la educación".

"Los que tenemos pibes en la escuela pública la pasamos con el orto. La gente que tenía que ir a laburar y no tenía quien le cuidara los pibes, el whatsapp que no funcionaba, la falta de una estrategia clara…. Los pibes no aprendieron nada", remarcó sentenciando sin vueltas la labor del Gobierno nacional durante los meses de pandemia.

El dirigente pidió un cambio después de las PASO, fundamentalmente en materia económica: "El Gobierno que tuvo una política económica amarreta en un momento de dificultad" social, expresó; y analizó: "Tenemos el salario más bajo de América Latina. ¿Qué esperas de eso?, ¿que te aplaudan?".

grabois ife salario universal.jpg
Juan Grabois exigió un "cambio urgente" en la política económica del Gobierno y la implementación del Salario Universal para trabajadores informales

Juan Grabois exigió un "cambio urgente" en la política económica del Gobierno y la implementación del Salario Universal para trabajadores informales

"Yo creo que hay tres cosas para cambiar: la primera es implementar el Salario Universal, que funcione como una suerte de IFE sostenido en el tiempo y que sea para toda la gente que tiene un ingreso inferior al Salario Mínimo, Vital y Móvil; solucionar la carga tributaria de las Pymes, y la tercera, revertir el proceso de alfabetización que empeoró mucho en los últimos años y que se agravó por la pandemia", dijo Grabois en diálogo con AM 530.

Tras el resultado abrumador de las Elecciones 2021 y este fuerte descargo de uno de los referentes sociales más importantes del país, se espera que el Gabinete económico de Alberto Fernández dé noticias en las próximas semanas para dar un volantazo de cara a las elecciones legislativas del 14 de noviembre.

Qué es el Salario Universal

La Renta Básica Universal estipula el pago de un monto mensual por parte de la ANSES para personas que no lleguen a tener ingresos superiores al salario mínimo, vital y móvil, que a fines de septiembre será renegociado y hoy apenas pasa los $29.000.

Cobrarían el Salario Universal de ANSES aquellas personas de entre 18 y 65 años con trabajo informal o desempleados. Quedarían dentro del proyecto las personas que trabajan como empleadas domésticas, estén o no registradas.

Claudio Lozano, titular del Banco Nación y autor del proyecto de Renta Básica Universal, expresó que se formaría con la Asignación Universal por Hijo (AUH) y el Ingreso Básico Universal (IBU), constituyendo un "piso alimentario para que ningún hogar quede por debajo de la línea de indigencia".

Requisitos en Mi ANSES

Si bien no se sabe si el Gobierno está en condiciones de implementar un proyecto semejante, ante la inminente llegada de éste o cualquier beneficio de la ANSES o del ministerio de Desarrollo Social es necesario que los interesados mantengan actualizados los datos en Mi ANSES referidos a la carga de hijos, su estado civil, situación patrimonial, domicilio y correo electrónico.

Si la información actual no es correcta, se pueden hacer cambios a través de la Atención Virtual.

El IFE 4 que no llegó

El Ingreso Familiar de Emergencia, junto con el ATP, fue la medida más popular del Gobierno nacional durante el primer año de pandemia. Consistió en un bono de $10.000 pagado por la ANSES a trabajadores informales, monotributistas A y B, empleadas domésticas y beneficiarios de AUH, mayores de 18 años.

El programa de asistencia estimaba subsidiar con $10.000 por única a vez a unas 3 millones de personas en esa situación pero la inscripción desnudó una realidad argentina que hizo que los beneficiarios acabaran siendo 9 millones.

Ese bono finalmente se otorgó tres veces en el año, aproximadamente uno cada dos meses. A fines de 2020, cuando se esperaba el pago de un IFE 4, el Gobierno nacional decidió no presupuestarlo para el 2021 y otorgarle más fuerza a programas relacionados con la producción del empleo, como el Potenciar Trabajo, y la asistencia alimentaria como la Tarjeta Alimentar. Además, se abrió nuevamente la inscripción a las Becas Progresar destinadas a que personas mayores de 18 años finalicen sus estudios.

Temas relacionados: