Diario Uno Sociedad ELA
Historia de pasión y ejemplo

Padece de ELA y sus hijos lo llevaron a ver a su amada Lepra

José Alberto Gutiérrez tiene ELA, sin embargo esto no fue impedimento para que su familia le permitiera ver a su querido Independiente Rivadavia

(Editada y redactada por Pablo González) La pasión y la locura de los hinchas de Independiente Rivadavia no tiene límites ni fronteras. En este caso particular tampoco la puede detener una cruel enfermedad. Mucho se sabe y se conoce de los sacrificios que los pasionales hinchas azules hacen por su equipo, pero la historia del ingeniero José Alberto Gutiérrez traspasa cualquier pensamiento dentro de la lógica y la normalidad. Así es el mundo Azul, sus hinchas están "locos" y nada los detiene.

Padre de Daniela Gutiérrez José Alberto 4.jpg
José Alberto Gutiérrez disfrutó el triunfazo de la Lepra frente a Brown de Adrogué.

José Alberto Gutiérrez disfrutó el triunfazo de la Lepra frente a Brown de Adrogué.

En el año 2018 al ingeniero José Alberto Gutiérrez le detectaron Esclerósis Lateral Amiotrófica más conocida como ELA: una enfermedad que debilita los músculos y afecta las funciones físicas. La misma ataca las neuronas motoras, que son células nerviosas que se encuentran en el cerebro y la médula espinal. Sin embargo esto no fue impedimento para que sus dos hijos, Mauricio y Diego, lo llevaran a ver a su amada Lepra con todas las complicaciones que eso conllevó. José Alberto es el padre de Daniela Gutiérrez, una de las figuras de Canal 7 de Mendoza, una de las conductoras de Mejor de Mañana.

Te puede interesar: Recorren el país en un fitito y medio y pasaron por Mendoza

Las imágenes de don José Alberto mirando desde adentro del Bautista Gargantini como Independiente le ganó 2 a 1 a Brown de Adrogué y se clasificó al Reducido por un lugar en Primera División, recorrieron las redes sociales emocionando a propios y extraños. También es un mensaje y ejemplo de cómo afrontar esta terrible enfermedad. "Esta fue una idea de mi hermano Mauricio que le dijo que lo iba a llevar a la cancha a ver a la Lepra y todos pensamos '¿Cómo lo va a llevar si mi papá está conectado a una máquina?' acompañado las 24 horas de enfermeras. Yo pensé que mi hermano estaba loco. Ahí empezaron a prepararlo, sobre todo mi papá que se preparó mentalmente y tanto su médico kinesiólogo, los enfermeros y su pareja -Mónica Sambais- hiceron todo un montaje, lo fueron a buscar en un auto especial y lo llevaron a la cancha junto a sus dos enfermeros Karina y Pablo. También mi hermano Mauricio con la ayuda de mi hermano Diego", comenzó diciendo la reconocida conductora de Canal 7.

Padre de Daniela Gutiérrez José Alberto 5.jpg
Nada detiene la pasión de José y sus hijos lo llevaron a disfrutar una gloriosa noche de Independiente Rivadavia.

Nada detiene la pasión de José y sus hijos lo llevaron a disfrutar una gloriosa noche de Independiente Rivadavia.

"Mis hermanos Mauricio y Diego hicieron posible lo imposible", contó Daniela, su única hija mujer que relató cómo fue que a sus hermanos se les ocurrió llevar a su padre a ver a su querida Lepra. "José Alberto Gutiérrez es el mejor hincha de la Lepra, el que más lleva la camiseta. Mi papá pase lo que pase siempre estaba sentado mirando y alentando al equipo", sostuvo la conductora sobre la gran pasión de su padre.

Te puede interesar: Apareció la ganadora del Telekino más buscada en Mendoza

"A mi papá, hace cuatro o cinco meses los médicos le tuvieron que hacer una traqueotomía y estuvo muy mal en el hospital, en terapia intensiva, por la enfermedad, clínicamente nos dijeron que no había nada que hacer y nosotros fuimos a despedirnos. Los médicos nos dijeron que no hiciéramos más nada porque no había nada más por hacer, pero a nosotros nunca nos importó y él volvió a salir de su casa para ir a la cancha después de cuatro meses", contó Daniela sobre como fueron los inicios de esta enfermedad.

https://graph.facebook.com/v8.0/instagram_oembed?url=https%3A%2F%2Fwww.instagram.com%2Ftv%2FCQ9E_VJnJMR%2F&access_token=EAAGZAH4sEtVABAJfZCnYs7TaukPTWpT0anjiivi0a6VdEGZC1yxZA7cUGZCgyIQ7Oh7rRas6ES59OvK1Ln2PApsdWIb9596ZCG9dWTWIW0dDWZATUoswlcau3UWLYIXYSY55SogFKPiMLZAstTme5I4j05x8eWTs2TPzO9jkOqzPBgZDZD

Y agregó: "La pasión que mi papá tiene desde chiquito por Independiente Rivadavia se la transmitió a mis hermanos y desde que tengo uso de razón ha ido a la cancha todos los fines de semana donde jugara, mucho antes de que mi tío (Daniel Vila) sea presidente, y esta pasión que les ha trasmitido a mis hermanos, sobre todo a mi hermano mayor, Mauricio, rompe barreras, rompe enfermedades por el amor de los hijos. Mi papá es un león y la está peleando con esta tremenda enfermedad".

No caben dudas de que la mejor herencia y legado que don José Alberto les inculcó a sus hijos, fue su amor por Independiente Rivadavia.

Daniela dejó también un mensaje antiviolencia en referencia a todas las cosas positivas y lindas que tiene el fútbol. "Hace poco vimos la locura que se vivió en la cancha de Huracán y cómo los delincuentes y la violencia hacen que le tengamos miedo a un deporte que despierta tantas cosas lindas, pero que lamentablemente nos causa miedo, por ejemplo, de llevar a nuestros hijos a la cancha cuando es una de las pocas cosas que nos une a todos los argentinos. Cuando juega la Selección no importa el partido político ni la clase social, somos todos Argentina. Esto no se tiene que perder, el fútbol no se tiene que volver violencia".

¿Qué es la ELA?

La ELA -Esclerósis Lateral Amiotrófica- es una enfermedad que debilita los músculos y afecta las funciones físicas. La misma ataca las neuronas motoras, que son células nerviosas que se encuentran en el cerebro y la médula espinal. Controlan el funcionamiento de los músculos y los mensajes gradualmente dejan de llegar a los mismos, por lo que provoca debilidad, rigidez y atrofia.

Además, la ELA complica la manera de vivir del individuo en forma progresiva: puede afectar el habla, el caminar, la deglución e incluso la respiración. Eso sí, no todos los síntomas son compatibles o se dan en un orden en particular. El ritmo de avance de la enfermedad varía según cada caso. La media de supervivencia de aquellas personas que la sufren es de tres a cinco años. Aunque, en otros casos, viven cinco, diez o más tiempo. Uno de los pacientes más célebres con ELA fue el físico Stephen Hawking que logró vivir hasta los 76 años de edad.

El sistema nervioso es afectado por la ELA en los principales grupos: los nervios que controlan los sentidos, tales como el tacto y la vista, conocidos como neuronas sensoriales (generalmente no son afectados por la ELA); y los nervios que controlan la forma en la que nuestros músculos se mueven, llamados neuronas motoras (afectadas por la ELA).

Síntomas de la ELA

De acuerdo a los expertos, los síntomas iniciales de la ELA pueden variar de acuerdo a la persona. Algunas pueden experimentar tropiezos, otras pueden tener dificultades para levantar ciertos objetos; mientras que otras pueden tartamudear. El avance de la enfermedad depende de cada caso.

  • Debilidad muscular en uno o más de los siguientes: manos, brazos, piernas o los músculos del habla, de la acción de tragar o de la respiración.
  • Tics (fasciculación) y calambres musculares, especialmente en manos y pies.
  • Discapacidad del uso de brazos y piernas.
  • "Tragarse las palabras" y dificultad para proyectar la voz.
  • En etapas más avanzadas, falta de aliento y dificultad para respirar y tragar.

Causas de la ELA

Lamentablemente, y pese a que cada vez hay más estudios por parte de la ciencia, no hay precisiones sobre por qué y cómo ocurre.

Temas relacionados: