Cambia el ritual de los 15 años

La versión renovada de las "tiradas" de las quinceañeras pasó de la casa a los salones de fiesta

De la costumbre de "caer" el día del cumpleaños a la casa de la quinceañera para tirarle mezclas de productos, se pasó a un festejo con numerosos servicios

Las "tiradas" se impusieron hace una década como un ritual de adolescentes para agasajar a la amiga que cumple los 15. Hoy se ve en Mendoza una evolución de esta fiesta que consiste en acudir a la casa de la quinceañera a las 0 del día de cumpleaños para arrojarle una mezcla desagradable de los más variados productos y alimentos.

Se han profesionalizado las "tiradas" aunque no compitan con las tradicionales fiestas de 15, mantienen su propio formato y hoy cada vez más se desarrollan en salones, con DJ, catering y hasta la contratación del servicio que organiza el evento en sí, despegándose de esos enchastres para la quinceañera e imponiendo un cotillón seco especialmente seleccionado para la ocasión.

Las pinturas flúor, los polvos multicolores, los glitter bares, la decoración, una plataforma 360° para videos giratorios y hasta souvenirs digitales puede incluir hoy una "tirada" de 15. Y muchas familias que no pueden hacer la fiesta, o porque la del cumple eligió un viaje, toman estas alternativas para que ese día quede en el recuerdo.

Tirada editada.jpg
Federica en el momento de la

Federica en el momento de la "tirada", que realizó para su cumpleaños de 15 en un salón preparado para la ocasión.

A partir de $180.000 rondan los paquetes del servicio de armado y diseño de la "tirada", que por supuesto varían de acuerdo al ritmo de la inflación y a la cantidad de invitados. El alquiler de un salón para realizar la fiesta con no más de 80 personas podría costar unos $100.000. A esto hay que sumarle la comida y bebida, que generalmente se estila un "menú bandejeado".

Con un formato mucho más reducido en tiempo e invitados, las "tiradas" están diseñadas para y por el público adolescente. Aquí no tienen mucha cabida los adultos, más que los familiares directos de la cumpleañera. De allí que su modalidad sea otra muy distinta a los "estándares" tradicionales que generalmente se dan una fiesta de 15. Si la protagonista no lo pide, aquí no hay vestido de gala, menú de pasos para la cena, el corte de la torta ni momento para el vals.

Para organizar una "tirada" fuera de casa, se debe contar con un presupuesto de acuerdo a las posibilidades o los gustos de la cumpleañera. La tendencia es alquilar un salón o quincho para unas 100 personas como máximo, contratar un servicio de lunch con una isla en el lugar para degustar comidas ligeras que más le gusten a los jóvenes (sánguches, pizzas, empanadas, hamburguesas) y también una mesa de dulces; o hasta una empresa que despliegue todo el cotillón, música, luces y juegos.

Salones de fiesta con duchas para la quinceañera

Federica no quería una fiesta de 15 pero tampoco que su cumple pasara como uno más. Así que su mamá Analía empezó unos seis meses antes a investigar sobre las "tiradas", conociendo el formato al que asistía su hija. "Es una opción mucho más barata, claro, más práctica y para que disfruten los chicos", destaca Analía de la experiencia que tuvo el miércoles pasado, día que cayó el cumpleaños de Federica.

Eligió un salón destinado para este tipo de eventos, que además de lo que puede ofrecer un lugar así, pone a disposición un baño con ducha con agua caliente para que la agasajada pueda quitarse el "enchastre" de lo que le tiran sus amigos así como vestirse y seguir disfrutando su noche.

"Le dieron hasta los elementos de higiene, sólo tuvo que llevarse su toallón y su muda", aporta la madre de la quinceañera.

Tirada portada.jpg
Los salones que se ofrecen para alquiler de

Los salones que se ofrecen para alquiler de "tiradas" cuentan con espacios exclusivos para el "enchastre" y baño con ducha para la quinceañera.

Las "tiradas" no suelen durar más de cinco horas, en época de otoño o invierno se estila citar a los invitados a las 21 para que disfruten un lunch, a las 0 que inicia la fecha del cumpleaños se hace el enchastre -seco o húmedo- a la quinceañera, y luego se pone música seleccionada por ella para bailar hasta no más de las 2 de la madrugada. El horario de cierre del festejo depende, claro está, si al otro día hay que asistir al colegio o no.

"Me costó mucho que me pasaran un presupuesto, desde el año pasado que estoy con esto y por el tema de la inflación todo era estimativo; fue la única contra esa incertidumbre de no saber con cuánto dinero debía contar para hacer la 'tirada'", afirma Analía.

Desde la Asociación de Saloneros de Mendoza le suman que todavía -y a pesar de la demanda- no son muchos los lugares que alquilan para este tipo de eventos.

►TE PUEDE INTERSAR: Los 15 años ya no son lo que eran: las nuevas tendencias son casi megaproducciones artísticas

Las "tiradas" no compiten con las fiestas de "15"

El salón debe estar preparado para una ocasión semejante, con un espacio -cerrado o al aire libre- para practicar la "tirada" que sea fácil y rápido de limpiar, un lugar donde poder bañarse la del cumpleaños y estar disponible de lunes a lunes ya que el evento debe realizarse esa misma noche anterior al día de los 15. Eso sí no se negocia.

Diego Vieyra es dueño de Luna Eventos y además secretario general de la Asociación de Salones de Fiestas de Mendoza. Confirma que desde hace un año se comenzó a dar esta organización de "tiradas", que las describe como una reunión más entre adolescentes y familiar a diferencia de lo que puede ocurrir en una fiesta de 15.

Tiene un catering reducido, con 2 o 3 horas de música nada más. Muy pocos salones se ofrecen para tiradas porque, al ser un formato más chico, pierden la noche para un evento más importante Tiene un catering reducido, con 2 o 3 horas de música nada más. Muy pocos salones se ofrecen para tiradas porque, al ser un formato más chico, pierden la noche para un evento más importante

Y por lo general, estos salones "son lugares que sólo tienen el espacio para ofrecer, quinchos o salones pequeños, y no cuentan con una propuesta más integral", detalla Vieyra. Y enfatiza en que "todo depende de la realidad económica de cada familia, quienes no pueden hacer una fiesta de 15 tratan de alquilar un salón con un catering muy reducido y se dan el gusto de que ese día no pase desapercibido para la joven".

Tirada Azul.jpg
Para las

Para las "tiradas" los amigos de la quinceañera preparan mezclas desagradables con productos, bebidas y alimentos de todo tipo.

Por supuesto que se da el caso de las que hacen la tirada en el hogar y la fiesta en un salón, pero lo que remarcan los saloneros consultados por Diario UNO es que no suelen fusionarse ambos eventos ni compiten entre sí. A lo sumo, se complementan.

Vieyra opina que "las tiradas son quizás para quienes saben que no llegan a hacer una fiesta, y son más para el público adolescente, para los amigos de la quinceañera y la familia más allegada, para tener un recuerdo de ese momento".

Se festeja con menos invitados para abaratar costos

José Tamborini y Marcela Pizzolato, de La Juana, opinan lo mismo que Diego Vieyra en que "no reemplazan la 'tirada' por la fiesta, hay veces que coincide justo la fiesta con el día de cumpleaños y se hace pero es engorroso porque tienen formatos y dinámicas muy distintas".

Ellos alquilan su salón para las "tiradas" así como para cualquier tipo de evento diurno o nocturno. En ese aspecto, expresan que las familias que nos contratan para las "tiradas" de sus hijas son en su mayoría chicas que eligieron viaje como regalo pero igual quieren celebrar sus 15.

Tenemos un lugar adonde le tiran espuma y las pintan con flúor, y otro espacio para que las chicas puedan cambiarse y volver al salón impecables para seguir disfrutando el cumple Tenemos un lugar adonde le tiran espuma y las pintan con flúor, y otro espacio para que las chicas puedan cambiarse y volver al salón impecables para seguir disfrutando el cumple

Por su mismo formato, la "tirada" apunta al público adolescente, a los amigos de la cumpleañera y los familiares más cercanos. Entonces, la reunión termina siendo más acotada, de unas 4 horas de duración, con catering y hasta Dj, pero sin la parafernalia que implica una fiesta de 15 que además está destinada como mínimo a 200 personas.

Luna Eventos.jpeg
En Luna Eventos hacen muchos cumpleaños de quinceañeras y también de chicas que prefieren celebrar sus 18 en lugar de los 15.

En Luna Eventos hacen muchos cumpleaños de quinceañeras y también de chicas que prefieren celebrar sus 18 en lugar de los 15.

En un año lo que más aumentó en el servicio que brindan los saloneros es el menú. "Trabajamos con productos muy inflacionarios como la comida y las bebidas que ahora se le buscan variantes para ayudar al bolsillo del cliente", cuenta Tamborini.

De todos modos, y en consonancia con sus colegas entrevistados, el incremento en el sector no ha sido mayor al 100% en un año, con lo cual sus valores continúan por debajo del ritmo inflacionario.

Tamborini y Pizzolato no ven que haya mermado la demanda de eventos, en particular de fiestas de 15 y "tiradas" que suelen ocupar buena parte de la semana de La Juana. No obstante, lo que sí dicen que ha disminuido es la cantidad de personas invitadas a los festejos.

"Te diría que la gente reduce hasta en el 40% la lista de invitados para abaratar costos, de ahí que las 'tiradas' son una opción más económica", explica Tamborini, quien dispone de lunes a lunes su lugar La Juana Meeting Point.

Lo mismo sumó Vieyra, representante de saloneros y dueño de Luna Eventos: "Antes las fiestas eran para 200 o 250 personas, o quizás más. Hoy por lo general no son más que para 150 personas. De ese modo, reduciendo la lista de invitados, bajan los costos ya que se paga por persona".

El servicio de organización de las "tiradas"

Cecilia Simonassi es una emprendedora mendocina que lleva más de 20 años como organizadora de eventos, y hace 10 que incorporó a sus servicios el de las "tiradas". Ella se encarga de planificar de inicio a fin ese festejo especial para que la quinceañera, su familia y más aún que sus amigos vivan un momento inolvidable.

Su propuesta es una demostración de cómo evoluciona este ritual para los "15" que ya no pasa por la espontaneidad de "caer" en la casa de la cumpleañera y arrojarle mezclas desagradables de productos y alimentos de todo tipo en el patio o en la calle.

"La 'tirada' se puso de moda hace un tiempo donde los amigos le tiraban mezclas cochinas a la quinceañera, después se empezó a usar el cotillón de pinturas flúor, polvo holi", relata Cecilia. Y define su emprendimiento, que tiene junto al DJ Martín Villegas:

Le damos a los papás la solución de la 'tirada' para crear una minifiesta de bienvenida a los 15, con una impronta dirigida a cada chica. Es una reunión mucho más relajada, la música es lo que pidan los chicos, todo se centra en los adolescentes Le damos a los papás la solución de la 'tirada' para crear una minifiesta de bienvenida a los 15, con una impronta dirigida a cada chica. Es una reunión mucho más relajada, la música es lo que pidan los chicos, todo se centra en los adolescentes

Tirada fluor1.jpeg
Muchas chicas prefieren ahora el cotillón seco con pinturas flúor y polvos antes que las mezclas de procedencia desconocida.

Muchas chicas prefieren ahora el cotillón seco con pinturas flúor y polvos antes que las mezclas de procedencia desconocida.

Tirada 15 se llama justamente la empresa de Simonassi, que ofrece diferentes paquetes a gusto y bolsillo de cada cliente. "Hacemos generalmente la 'tirada' flluo, con cotillón seco, le brindamos todo el servicio, glitter bar para tatuajes y maquillaje, plataforma 360° para videos giratorios, pinturas, polvos, luces ultravioleta (UV), además de música con DJ y una remera diseñada con luz UV para la cumpleañera", describe quien también brinda la alternativa de contratar su servicio con salón incluido. Todo pensado para 60 personas, "si hay más invitados se paga aparte", aclara, y en un tiempo aproximado de 4 horas de evento.

Justamente Simonassi afirma que el alquiler del salón para "tiradas" de las quinceañeras se viene imponiendo en el sector de los saloneros o dueños de espacios destinados a celebraciones y eventos.

Lo que mermó es la demanda de bodas

Desde Palatium, otro de los puntos de celebración más conocidos, Ignacio Amaya y Nicolás Páez aseguran que unificar la "tirada" con la fiesta de 15 es un fenómeno súper raro de que se dé. Y explican por qué son difíciles de combinar una misma noche.

La tirada se realiza el día del cumpleaños, puede caer un día de semana con lo cual no se condice con la fiesta como tal que se busca realizar un viernes o sábado La tirada se realiza el día del cumpleaños, puede caer un día de semana con lo cual no se condice con la fiesta como tal que se busca realizar un viernes o sábado

Y argumenta Amaya: "No es algo que nos soliciten nuestros clientes, en general uno de cada 20 nos pide un presupuesto por 'tirada' sobre otros 19 que directamente averiguan por la fiesta".

Dice que "han consultado de hacer la 'tirada' junto a la fiesta pero al final no termina siendo viable. Inclusive si fuera una tirada 'seca' que las hemos ofrecido, o bien flúor tampoco resulta óptimo para todo lo que conlleva una fiesta de 15 que es súper organizada, con una dinámica propia, pasos que cumplir, es más pulcra".

Palatium1 (1).jpg
En Palatium tienen reservas completas desde setiembre hasta marzo para diferentes eventos. Las fiestas de

En Palatium tienen reservas completas desde setiembre hasta marzo para diferentes eventos. Las fiestas de "15" son las más solicitadas.

Respecto a las reservas de "15", en este salón afirman que tienen la temporada 2024-2025 "totalmente completa". Temporada en este rubro va de septiembre a marzo, y en el caso de Palatium trabajan con reservas de hace un año y medio antes de la fecha del evento. Desde fin de año a la actualidad, incrementaron sus precios en el 29% aproximado.

Con años de experiencia en el sector, Amaya arroja un dato curioso: "El cese de eventos se puede notar un poco en las bodas debido al poco interés, a la escasez de bodas en general".

Las chicas también festejan sus "18" como los chicos

La pandemia por Covid 19 dejó huellas y costumbres en la sociedad. Y una de ellas tiene que ver con las celebraciones. Es que a las adolescentes que cumplieron sus 15 en ese 2020 de aislamiento no pudieron festejar, entonces lo hicieron para los 18. Una tendencia que, a cuatro años de la cuarentena, se mantiene en varias de ellas.

"Hay chicas que prefieren hacer fiesta de 18 en lugar de la fiesta de 15, porque muchas se dieron cuenta de que les gustaba más el formato de los 18", advierte Eduardo Ibarra, de Luna India Eventos, sobre el festejo de 18 que parecía exclusivo de los varones. Con más de 15 años de trayectoria en el rubro, explica:

Los 18 aportan un toque más nocturno, no es tan ceremonial como los 15, ya no es tanto el vestido y esas cosas; es más fiesta para ellas y por eso lo eligen

En la misma sintonía, Diego Vieyra, de la Asociación de Salones de Fiestas de Mendoza, aclara de todos modos que "en los 18 siguen teniendo preponderancia en los chicos, es el momento de ellos, hasta les dan el vehículo en ese marco de la fiesta".

Sobre las tendencias de fiestas que van cambiando, para Eduardo Ibarra Mendoza "es una de las provincias que más evoluciona, más que Buenos Aires, incluso". Esto porque, de acuerdo a su experiencia, "los formatos van modificándose y acá en la provincia, por ejemplo, desaparecieron los cortes para soplar las velitas o para el brindis, ahora se apunta a bailar toda la noche sin interrupciones".

Temas relacionados: