Llevar una alimentación saludable es una de las mayores preocupaciones en la sociedad actual. Sin embargo, los alimentos procesados y ultraprocesados abundan en las góndolas y a veces es difícil resistirse. Afortunadamente, algunos incluso pueden ayudarte a adelgazar.

Lo cierto es que comer alimentos procesados puede ser saludable si en su lista de ingredientes contiene sólo aquellos indispensables. Pero hay que tener cuidado con las campañas de marketing de los productos porque pueden ser engañosas y hacernos creer que un alimento es sano cuando no es así.

►TE PUEDE INTERESAR: El superalimento japonés que extiende el promedio de vida

alimentos-ultraprocesados-1598132 (1).jpg
5 alimentos procesados que sí se pueden comer para adelgazar.

5 alimentos procesados que sí se pueden comer para adelgazar.

Para poder distinguirlos, es importante saber la diferencia entre los alimentos naturales, procesados y ultraprocesados. Según la OMS (Organización Mundial de la Salud), los alimentos naturales son aquellos a los que no se les ha añadido ningún componente ni han recibido un tratamiento industrial.

Por su parte, los procesados son los que, a pesar de haber recibido algún tratamiento, no tienen ingredientes artificiales. Y los ultraprocesados son los que han sido alterados, tanto por el proceso industrial como por la añadidura de ingredientes artificiales.

►TE PUEDE INTERESAR: El yuyo medicinal que ayuda a bajar de peso rápido

Sin embargo, el mercado de los alimentos procesados es muy amplio, por lo que para saber si es saludable tenemos que prestar atención a algunos detalles: que tenga ingredientes que usaríamos para preparar el producto, que no contenga aceites y que no contenga azúcares, edulcorantes o harinas refinadas.

Los alimentos procesados que ayudan a desinflamar

ATUN-UCM (1).jpg
  1. Pescados en lata: los pescados azules como la caballa, las sardinas o el salmón son antiinflamatorios. Para comprobar si es saludable un pescado enlatado, entre sus ingrediente ssolo debe tener agua, sal y aceite de oliva virgen extra.
  2. Verduras: las cremas de verduras o las ensaladas, por ejemplo, deben llevar verduras, aceite de oliva virgen extra, vinagre, sal y agua.
  3. Queso y yogures: debés asegurarte de que estos productos contengan leche, fermentos lácticos y cuajo. Pueden llevar sal pero lo ideal es que esté entre los últimos ingredientes. Que no contengan azúcares, conservantes y saborizantes.
  4. Carne: el jamón o el pollo deben contener solamente sal.
  5. Legumbres: las lentejas y los garbanzos deben ser el ingrediente principal del producto. Como mucho pueden llevar ácido cítrico, que es conservador y vitamina C.