Tercera ola en Mendoza

Suarez no confía en que las restricciones sirvan para frenar la contagiosidad de Ómicron

Ante el récord de contagios de Covid, el gobernador y el equipo de Salud apostarán a incrementar la vacunación y los testeos, pero por el momento no analizan ninguna medida restrictiva ni reducción de aforos porque creen que en este momento de la pandemia no son eficaces

"No estamos analizando ninguna medida restrictiva, porque en este contexto no sirven, los contagios se van a dar igual", respondió escuetamente el gobernador Rodolfo Suarez ante la consulta de Diario UNO, luego del récor de contagios de Covid que registró Mendoza este martes, cuando los casos positivos llegaron a 2.410, superando el pico de mayo del 2021.

En el seno del Gobierno entienden que ante la altísima contagiosidad de la variante Ómicron disponer de medidas restrictivas sería inútil, principalmente porque creen que serían difíciles de controlar y tendrían poca adhesión de la gente, que seguirá circulando y por tanto, al menos los asintómaticos, continuarán generando contagios.

Comparten la postura de la que la variante Ómicron, que ya circula en el país, "es tan infecciosa y tiene un nivel de letalidad tan bajo, que su contagio es equivalente a la vacunación con un virus atenuado", una opinión científica que cada vez cosecha más adeptos.

Por tanto, al menos por estos días, la estrategia de la ministra de Salud Ana María Nadal será incrementar la vacunación y cuadruplicar los centros de testeos para tener un diagnóstico de cómo crecen los contagios y también para fortalecer los esquemas de inmunización de los mendocinos.

Eso responde también a la explosiva demanda de test y vacunas. Esta semana hubo días en que en la provincia se vacunó a unas 30.000 personas, lo que antes se colocaba en poco más de una semana.

La escalada de contagios también detonó una sobredemanda de test de Covid. Tanto es así que en algunas comunas, como es el caso de Las Heras, pasaron de hisopar a 60 personas diarias, a testear a 650 en esta semana. De hecho este martes se testeó a 6.000 personas según los datos oficiales.

La postura del Gobierno de Suarez sigue la línea de lo que sostuvo desde el inicio de la pandemia, cuando desde la Nación disponían de restricciones que en la provincia se modificaban o atenuaban: "apostar al autocontrol de los mendocinos".

"Sabemos que hoy hay un mayor contagio, como lo hay en el mundo, esperamos que los mendocinos respondan con autocontrol y que aquel que tenga síntomas que se aisle. Estamos trabajando con mayor centros de testeos, tenemos un promedio de 23.000 vacunaciones diarias, y hay días que hemos vacunado a 28.000 personas y en promedio se hacen 2.600 test diarios", remarcó este martes, el ministro de Gobierno, Víctor Ibañez, al dar detalles de la aplicación del pase sanitario en Mendoza.