Diario Uno > Política > Lobos

Pasó para el 5 de mayo el juicio a Lobos por enriquecimiento

Debía comenzar este jueves pero los abogados de Lobos y la ex esposa acusan problemas de salud. Será el segundo juicio penal al ex intendente de Guaymallén

Fue postergada hasta el miércoles 5 de mayo la audiencia preliminar del juicio oral público a Luis Lobos por el delito de enriquecimiento ilícito.

Estaba prevista para este jueves pero debió ser reprogramada por los problemas de salud de los abogados de Lobos y la ex esposa, Claudia Sgró, también imputada. Uno de los defensores está aislado por un caso cercano de coronavirus; el otro se recupera de una cirugía y ni siquiera podía estar disponible vía Zoom.

Te puede interesar...

La audiencia preliminar del segundo juicio al ex intendente peronista Lobos estará a cargo del juez Luis Correa Llano.

Su realización apunta a llegar a las audiencias decisivas con las pruebas que se analizarán en el debate ya definidas y aceptadas por las partes.

La investigación penal preparatoria estuvo a cargo de la fiscal de Delitos Económicos, Susana Muscianisi, quien ya había llevado a juicio a Lobos y Sgró por el delito de fraude por el que fueron condenados en mayo de 2019.

La hipótesis de la magistrada indica que el ex intendente peronista de Guaymallén hasta diciembre de 2015 y su ex esposa se enriquecieron de manera ilegítima durante el ejercicio de la función pública en el municipio.

Entre otras pruebas, las propiedades de Lobos y Sgró, varias de las cuales pasaron a remate público después de que la jueza Paz Gallardo definió el juicio por extinción de dominio sobre tres inmuebles.

Los pendientes

La Sala Segunda de la Corte aun no resuelve la apelación de Lobos y Sgró a la condena por fraude a la comuna de Guaymallén con empleados fantasma.

De esta decisión también depende el futuro de la ex suegra de Lobos y madre de Sgró. Se trata de María Elena Fernández, quien iba a ser juzgada en 2019 porque ella retiraba de cajeros automáticos el dinero de los empleados truchos pero cuya situación procesal quedó en suspenso por razones de salud.