Diario Uno Política faltante de vidrio
Crisis por la falta de botellas

Las 3 opciones que baraja Mendoza para conseguir envases de vidrio

Ante el faltante de vidrio el gobierno de Mendoza evalúa tres alternativas para buscar una solución a la crisis

Por UNO

(Editado por Sara González) La crisis en la producción de vidrio en el país, que viene de larga data, se incrementó mucho más en Mendoza en los últimos días luego de que se incendiara una de las principales elaboradoras de envases de vidrio como es Verallia , que por el siniestro del domingo pasado perdió la producción de varios de sus hornos .

Ante esta situación tan crítica el Gobierno provincial baraja tres posibilidades para tratar de atenuar la crisis gravísima que está atravesando el sector agroindustrial y vitivinícola de Mendoza. Faltan envases de vidrio de todo tipo, situación que afecta a las bodegas incluso a las más grandes y a todas las pymes que comercializan productos locales.

Seguir leyendo

Sergio Moralejo, subsecretario de Agricultura y Ganadería explicó por Radio Nihuil que el Gobierno baraja tres alternativas para tratar de atenuar el problema. Ninguna de las alternativas es simple ni de concreción rápida, porque en todos los casos necesitan accionar el resorte nacional y porque además, la falta de vidrio es un problema mundial con el que se enfrentan hasta los fabricantes más grandes del mundo.

La primera opción es lograr que la propia empresa Verallia que sufrió el siniestro el domingo pasado, logre importar botellas y reemplazar así lo que no puede producir en la planta de Mendoza. Esta firma produce entre 20 y 30 millones de botellas por mes.

La segunda opción es que la Nación elimine temporalmente los aranceles de importación. Si la Nación accede a reducir el 13% el costo de importar, sería factible poder importar, dice Moralejo.

"Lo no que nosotros le estamos explicando a la Nación es que éstas no serán importaciones improductivas porque buscamos traer envases para poder exportar con valor agregado. El costo para el país es cero. En Argentina se usan aproximadamente 300 millones de botellas por año, es decir el faltante paraliza a grandes sectores de la industria", manifestó Moralejo.

La tercera opción que "estamos planteando - dijo Moralejo- es que es se haga un pool de compras que encabecen grandes bodegas que tienen más poder de negociación".

Además de estas alternativas el ministro de Economía Enrique Vaquié envió una carta a la Nación pidiendo que se agilicen las importaciones de botellas. Hasta ahora todos los escenarios son complejos y la solución no será en el corto plazo.

¿Lavar botellas?

Otra de las alternativas que se han estado hablando entre las cámaras empresarias que reúnen a la industria afectada es lavar botellas para reutilizarlas. Pero esto es una solución que no convence demasiado porque las botellas siempre tienen alguna marca o raya de las etiquetas y la calidad del vidrio no es la óptima.

El funcionario de Agricultura también admitió en la entrevista con Radio Nihuil que ha he recibido el planteo de algunas bodegas de mandar vino a granel a otros países para envasarlo en el exterior. El problema es que de esta manera se pierde la oportunidad de agregarle valor al producto y se deja afuera a varios sectores que intervienen en el envasado y la comercialización del producto, se lamentó Moralejo.