Fraude por el asfaltado de calles

La Suprema Corte de Justicia resuelve una demanda millonaria por un contrato de Luis Lobos

La Sala 1 de la Suprema Corte de Justicia recibió una demanda de Wanka S.A. contra Guaymallén por la rescisión de un contrato de asfaltado de calles que firmó Luis Lobos. Por ese caso, el ex intendente irá a juicio desde agosto por corrupción

Se trata del juicio civil que la empresa Wanka S.A. entabló contra la comuna hace 5 años luego de que el intendente Marcelino Iglesias dejó sin efecto el vínculo comercial que Lobos firmó para el asfaltado de calles de Guaymallén.

imagen.png
Luis Lobos el día que se decidió que debía cumplir su condena en la cárcel. Detrás, su ex esposa Claudia Sgró, también condenada.

Luis Lobos el día que se decidió que debía cumplir su condena en la cárcel. Detrás, su ex esposa Claudia Sgró, también condenada.

Ese contrato, tras una denuncia penal investigada por la Unidad Fiscal de Delitos Económicos, se convirtió en un expediente penal por corrupción y Lobos será llevado a juicio desde agosto por el delito de fraude.

La Suprema Corte de Justicia analiza una Acción Procesal Administrativa

Tras la disolución del contrato con Guaymallén, Wanka SA acudió, en carácter de perjudicada, a la Sala 1 de la Suprema Corte de Justicia presentando una Acción Procesal Administrativa.

Reclamó una indemnización millonaria y el cobro de facturas impagas.

Ahora, los supremos Teresa Day, Pedro Llorente y Julio Gómez están en pleno proceso de resolución y en las últimas horas mandaron el expediente a la Procuración General.

TERE 3.jpg
Teresa Day cumple un año en la Suprema Corte de Justicia, a la que llegó en menos de un mes.

Teresa Day cumple un año en la Suprema Corte de Justicia, a la que llegó en menos de un mes.

En las últimas horas dieron vista a la Procuración General para que dé su punto de vista.

Te puede interesar: La decisión de la Suprema Corte de Justicia sobre la reina de Guaymallén

Se volvió un caso de corrupción

El contrato entre Guaymallén y la empresa privada se convirtió, previa pesquisa judicial, en una acusación directa por fraude que desde agosto tendrá a Luis Lobos en el banquillo de los acusados.

También el dueño de Wanka SA será juzgado, al igual que Federico Sampieri, que para la época de los hechos era funcionario de la Municipalidad de Guaymallén y tenía injerencia directa en la temática de obras públicas.

El eje de la pesquisa fue cuánto pagó Luis Lobos en nombre de la municipalidad a Wanka S.A. y qué cantidad de calles realmente asfaltadas.

Se tomaron como referencia el presupuesto contractual y los datos contables y bancarios referidos a la emisión y cobro de cheques.

El caso Wanka SA fue investigado por la fiscal Susana Muscianisi que en 2019 ya había logrado que Lobos fuera condenado por el caso de los empleados truchos de Guaymallén, sentencia firme por la cual Lobos y la ex esposa, Claudia Sgró, cumplen la pena de prisión efectiva en la Penitenciaría desde hace exactamente dos semanas.