La oposición legislativa lanzó este martes un ultimátum al Gobierno de Rodolfo Suarez por el femicidio de Florencia Romano, la chica de 14 años asesinada en Maipú.

O el ministro de Seguridad, Raúl Levrino, y el Jefe de la Policía de Mendoza, Roberto Munives, van personalmente a la Legislatura a dar explicaciones durante esta jornada o mañana los mandarán a buscar con el auxilio de la fuerza pública.

Te puede interesar...

Así lo expresaron las espadas del PJ Verónica Valverde, diputada, y Cecilia Juri, senadora, durante una conferencia de prensa en la Casa de las Leyes: "Estamos movilizados y consternados por el fallecimiento de Florencia Romano y queremos respuestas del Poder Ejecutivo, encarnado en el ministro de Seguridad y en el Jefe de la Policía".

"Queremos preguntarle por esta muerte, que fue totalmente evitable, para que nunca más suceda en Mendoza algo así". "Queremos preguntarle por esta muerte, que fue totalmente evitable, para que nunca más suceda en Mendoza algo así".

La inacción del servicio de emergencias 911 frente al llamado de un hombre que advirtió que desde la escena del crimen se estaba pidiendo auxilio y que había una situación clarísima de violencia de género. Ese es el punto clave sobre el que la oposición quiere interrogar a Levrino y Munives, de quienes dependen el 911.

"Queremos saber porqué no fue contestado y porqué desde el Estado no se salvaguarda la vida y los bienes de las personas", agregaron en alusión, en cuanto al segundo se refiere, por la falta de intervención de las fuerzas de seguridad y del Cuerpo de Bomberos cuando, el viernes último, fueron vandalizados e incendiados bienes públicos como la Casa de Gobierno, el Palacio Judicial y la Casa de las Leyes.

Si Levrino y Munives no acuden a las comisiones de Derechos y Garantías de Diputados y Senadores "los vamos a mandar a buscar con la fuerza pública", insistieron las justicialistas, a quienes se sumó Marcelo Romano, de Protectora.

"Tenemos muchas preguntas para distintos organismos del Estado acerca de este caso porque creemos que hubo ausencia del Estado. Somos conscientes -dijo el legislador- de que hay una línea muy delgada entre reclamar por lo que corresponde y hacer política con una tragedia", precisó.

Coincidieron los legisladores de la oposición en declararse "tan indignados como el resto de los mendocinos" por el femicidio de Florencia Romano y la inacción estatal. "Este femicidio debe ser un punto de inflexión en Mendoza pero advertimos que no hay voluntad de tratar el tema".

Que los diputados del oficialismo no acompañen este planteo opositor es lógico políticamente hablando. Sin embargo, los reclamantes se lo enrostran al oficialismo bajo el argumento de que "gobernar una provincia también implica ejecutar todas las acciones útiles para cuidar a las personas, sobre todo si son niños o niñas, y también investigar y dar respuestas".