Violencia de género

Los detalles del femicidio en Guaymallén contados por el chofer del micro que detuvo al sospechoso

El conductor del colectivo en el que viajaban Gabriela Videla (33) y Esteban Rodríguez (31) relató los momentos previos y posteriores al femicidio que ocurrió en la noche del martes pasado

"Este es un manipulador, un hijo de puta". Estas fueron las últimas palabras que alcanzó a decir la psicóloga Gabriela Videla Cinquemani (33) segundos antes de recibir dos certeras puñadas en el tórax que terminaron con su vida. Así lo relató el chofer del micro que fue testigo directo del femicidio en Guaymallén ocurrido en la noche del martes ya que en esa unidad viajaba la víctima fatal y además fue la persona que logró aprehender al sospechoso.

Eran cerca de las 20.30. Nahuel estaba a punto de finalizar el recorrido de colectivo que nace en la zona de El Sauce, continúa por la zona de San José, ingresa al centro mendocino y termina de nuevo en el barrio El Carmen. En ese complejo hay un playón donde terminan estacionados los micros al finalizar su turno, pero una parada antes de llegar al lugar un pasajero le advirtió la situación al chofer. "Me hizo señas como que tuviera cuidado. Me dijo que tuviera cuidado porque dos pasajeros iban discutiendo", narró el colectivero.

A bordo del rodado quedaban seis pasajeros. Dentro de ellos estaban Gabriela Cinquemani y Esteban Rodríguez: "El hombre le venía hablando de cerca a ella, como en la oreja, y la tenía encerrada con los brazos para que no pudiera salirse". El resto de los usuarios también notaron la situación y una chica le consultó a la psicóloga sobre lo que estaba pasando. "Este es un manipulador, un hijo de puta", dijo la mujer aunque nunca pidió ayuda, según la versión del chofer. De hecho, una joven le dijo que se bajara con el hombre pero Rodríguez garantizó que "no le voy a hacer nada".

femicidio en mendoza gabriela videla Cinquemani esteban rodriguez 2.jpg
Los protagonistas del femicidio en Guaymallén.

Los protagonistas del femicidio en Guaymallén.

Una vez que bajaron todos los pasajeros, Nahuel se dispuso a estacionar el colectivo y allí advirtió que el hombre tenía a la mujer tirada en el suelo. "Pensé que le estaba pegando piñas. Me arrimé y le grité por la ventanilla: '¡qué estás haciendo, loco!'. El salió corriendo y lo empecé a perseguir. A los 30 metros lo alcancé, le hice una zancadilla y se cayó", recordó sobre el momento de la aprehensión.

► TE PUEDE INTERESAR: Imputaron a la ex pareja de la mujer asesinada de dos puñaladas en su pecho en Guaymallén

El colectivero pidió la ayuda de otros vecinos para reducir a Esteban Rodríguez en el suelo. Una vez que estaba controlada la situación, volvió hacia donde estaba la víctima y allí se dio cuenta que la situación había sido mucho peor: la psicóloga estaba agonizando por las dos puñaladas que recibió en el tórax.

Femicidio en Guaymallén

Minutos antes de las 21 del martes 5 de diciembre pasado, Gabriela Cinquemani se encontraba viajando en colectivo regresando de trabajar a su casa ubicada en la localidad de El Sauce. Según reconstruyó la teoría de la Fiscalía, iba acompañada por Esteban Rodríguez, un hombre con el que tenían un hijo en común pero se habían separado hacía pocos días. Cuando descendieron de la unidad, el sospechoso le propinó dos puñaladas en el pecho y dejó clavado el cuchillo en su pecho. La víctima, que se había recibido de Licenciada en Psicología hacía dos meses, agonizó durante unos minutos hasta perder la vida cuando era trasladada al hospital.

► TE PUEDE INTERESAR: Prisión domiciliaria para el joven acusado de cinco casos de abuso sexual en la sala de escape

El presunto agresor, Esteban Rodríguez, fue capturado por testigos del hecho y fue trasladado al Hospital Central donde fue asistido por un corte en uno de sus dedos y por golpes que recibió de las personas que lo capturaron. Quedó a disposición de la Fiscalía de Homicidios que lo imputó por homicidio agravado por el vínculo y por mediar violencia de género, por lo que arriesga una potencial condena a prisión perpetua.