Violencia de género

Femicidio: asesinó a balazos a su pareja por celos, huyó y piden su captura internacional

Una joven paraguaya de 28 años fue asesinada a balazos por su pareja, un prestamista también paraguayo, en Barracas, y el femicida está prófugo por lo que la Justicia pide su captura nacional e internacional

Por UNO

En medio de una compleja investigación, la Justicia dictó la prohibición de salida del país y un pedido de captura nacional e internacional para el prestamista que está prófugo, acusado de haber asesinado a balazos a Ferni Ayala, la joven de 28 años encontrada muerta de dos tiros este lunes, en un domicilio del Barrio Zavaleta de Barracas, mientras que la familia de la víctima cree que un comentario sobre una ex pareja pudo ser el móvil del femicidio.

Fuentes judiciales y policiales informaron este martes a Télam que a pedido del fiscal a cargo de la causa, Pablo Recchini, de la Fiscalía Nacional en lo Criminal y Correccional 44, el juez Mariano Iturralde, del juzgado 16 del mismo fuero, ya emitió una orden de captura a nivel nacional e internacional para el sospechoso, identificado como Esteban Rojas, de 44 años, de nacionalidad paraguaya, al igual que la víctima.

"Lo estamos buscando, pero tuvo muchas horas, casi un día entero para escapar, desde la madrugada del crimen y hasta el hallazgo del cuerpo. Sospechamos que pudo haberse ido a Paraguay y además sabemos que tiene dinero", dijo a Télam una fuente de la investigación.

Los detectives de la División Homicidios de la Policía de la Ciudad están abocados a la captura del prófugo y realizaban desde este lunes allanamientos y diversas tareas de inteligencia para encontrar y detener a Rojas, quien está imputado de un "homicidio agravado por el uso de arma de fuego y por mediar violencia de género" (femicidio).

En tanto, Clara, una de las hermanas de Ferni que el domingo por la tarde hizo la denuncia de paradero y este lunes a la madrugada encontró a su hermana asesinada en el primer piso de la casa 187 ubicada sobre la calle Lavardén, manzana 18, de la villa 21-24, situada en barrio Zavaleta del sur de la Ciudad de Buenos Aires, contó a la prensa cuál es la hipótesis de la familia en cuanto al móvil.

►TE PUEDE INTERESAR: Delincuentes asaltaron a una pareja que había realizado una venta de choclo y les robaron $600.000

La mujer explicó este lunes al canal TN que el domingo a la madrugada Ferni, el ahora buscado Rojas y otras cinco personas del mismo grupo de amigos fueron a bailar a un boliche en Constitución y allí otras dos de sus hermanas "la vieron a Ferni angustiada, con ganas de llorar".

Femicidio mujer asesinada.jpg
Ferni Ayala, la joven de 28 años de nacionalidad paraguaya, quien fue asesinada a balazos en Barracas por su pareja, quien se encuentra prófugo

Ferni Ayala, la joven de 28 años de nacionalidad paraguaya, quien fue asesinada a balazos en Barracas por su pareja, quien se encuentra prófugo

Según relató Clara, por lo que supo después, en el grupo había un amigo "que le hizo un comentario a Esteban, le dijo 'cuidala que es una buena chica, valorala, ella sufrió mucho en su relación anterior'".

"No sé si lo nombró al ex de mi hermana y fue lo que molestó a Esteban que le dijo al muchacho: 'Lo volvés a nombrar y te rompo la cabeza, o algo así'. Creo que eso fue lo que desató todo esto", opinó Clara.

La hermana de la víctima comentó que Ferni y Rojas "convivían aproximadamente hace siete meses, pero estarían juntos hace un año o un año y medio" y si bien afirmó que "nunca" vieron entre ellos una situación de violencia, sí se enteraron este lunes que el hombre tenía "tres o cuatro denuncias" de pareja anteriores.

"Dicen que había tirado a la ex mujer embarazada de ocho meses por las escaleras. Después, que le había cortado el pelo con un cuchillo a otra chica rubia en forma violenta. Esos comentarios se escuchaban ayer acá", mencionó la mujer, quien difundió la foto del sospechoso, pidió que cualquier persona que lo vea a Rojas, "llame al 911".

Femicidio mujer asesinada escrache.jpg
Los familiares y vecinos de la víctima de femicidio, en Barracas, escracharon al asesino quien se encuentra prófugo

Los familiares y vecinos de la víctima de femicidio, en Barracas, escracharon al asesino quien se encuentra prófugo

"Esto no se puede quedar así, ninguna mujer puede morir así", e indicó que la pareja de su hermana asesinada "es prestamista" y conocido en todo el barrio.

Clara también relató cómo fue el momento en el que el lunes a la madrugada hallaron a su hermana asesinada, luego de que el domingo hicieran la denuncia por paradero en la Comisaría 4D de la Policía de la Ciudad.

►TE PUEDE INTERESAR: Su ex novio intentó robarle el celular y la mujer policía lo mató a puñaladas

Explicó que durante la tarde, como ella tiene llave de abajo, había ido dos veces al edificio pero que al tocar la puerta del departamento, nadie atendía.

"No podía irme a dormir. Mi hermano me dijo 'rompé la puerta'. Un vecino me ayuda y tira la puerta a patadas. Veo los zapatos de ella debajo de la mesa, me asomo a la habitación y veo la ropa de él que tenía esa noche y salgo. No quería ver", relató.

Luego, explicó que su otra hermana fue la que subió y vio el cadáver.

"Escucho que pega un grito y con eso confirmé que estaba muerta. Mi hermana me contó que (Ferni) estaba con ropa de dormir y tenía dos tiros en el tórax. Después una policía me dijo que tenía muchos moretones, o sea que también le pegó", agregó.

En tanto, Alicia, otra hermana de la víctima, aseguró al canal C5N que el hombre tenía antecedentes penales por "violencia de género" y por "homicidio", por lo cual estuvo cuatro años preso.

"Sabíamos que algo pasaba, notábamos que él era muy celoso. Le revisaba el celular, cuando sonaba o le llegaba un mensaje él estaba atento a eso, él la mató por celos", aseguró.

Embed

La Policía de la Ciudad realizó este lunes a la noche, por orden del fiscal Recchini y el juez Iturralde, un allanamiento en la casa de la madre del sospechoso, en búsqueda del prófugo o de algún elemento que haya podido descartar en caso de haber pasado por allí antes de su huida, pero el procedimiento dio resultado negativo.

Los investigadores también secuestraron el DVR con los videos de seguridad del edificio donde ocurrió el femicidio, y donde todas las unidades son propiedad del imputado -incluso en el tercer piso vive una ex mujer de él, con una hija-, aunque la familia de la víctima dijo a la prensa que por lo que saben, Rojas habría desconectado las cámaras.

A su vez, por orden de la fiscalía y el juzgado, la Policía estuvo tomando las primeras declaraciones testimoniales de quienes pasaron la noche con la pareja y de vecinos que esa madrugada vieron llegar a los dos a su casa del barrio Zavaleta, pero lo vieron a Rojas salir solo del inmueble y retirarse en su auto.