Un hombre de 54 años, que fue pareja de la nieta de la mujer que murió en un incendio intencional en Guaymallén quedó detenido en la tarde de este miércoles por orden de la fiscal de Homicidios, Andrea Lazo. Este sujeto quedó imputado por "triple homicidio agravado por haber sido cometido con un medio idóneo para crear un peligro común en concurso ideal con homicidio agravado por haber sido cometido con el propósito de causar sufrimiento a una persona con la que había tenido una relación de pareja". Por ello arriesga la prisión perpetua.

En el siniestro sucedido el 19 de octubre pasado murieron Ema Carolina Zapata, de 70 años y dos menores: Sheila Ares, de 10 años, y Aldana González, de 16 años; nieta y bisnieta respectivamente de Ema.

Te puede interesar...

El detenido, identificado como Julio Villaruel, está sospechado de haber prendido fuego la casa de calle Moyano 380, a pocos metros de la Costanera, en Guaymallén. Villarruel habría provocado el incendio para vengarse de quien fue su pareja, Analía Ortiz, mamá de una de las menores fallecidas. La investigación podría llevar a que el aprehendido creía que ella estaba en la casa y lo hizo para vengarse por el final de la relación.

El incendio

La madrugada del lunes 19 sacudía al trascender la muerte de las mujeres. Ambas dormían cuando el fuego se desató en uno de los sectores. La necropsia indicó que Ema Zapata y las menores murieron asfixiadas, pese a la intervención de Bomberos y policías que les realizaron reanimación en el lugar.

Hasta allí parecía tratarse de una accidente trágico. Sin embargo, la investigación por el incendio en Guaymallén pasó a la Unidad Fiscal de Homicidios a los pocos días. Es que si bien todavía no está el informe final, los especialistas adelantaron que el incendio fue intencional.