Bloquearon el tránsito

Un "ecoactivista" alemán se pegó la mano al asfalto durante una protesta

Un ambientalista alemán se pegó su mano al asfalto durante una protesta, en la ciudad de Maguncia, y fueron convocados obreros de la construcción que utilizaron un martillo perforador para liberarlo

Por UNO

Un grupo de activistas medioambientales se pegó con superpegamento al asfalto durante una protesta en una concurrida carretera de la ciudad de Maguncia, Alemania, pero uno de ellos quedó fuertemente adherido y requirió de asistencia especial para salir de tan incómoda situación.

Según medios locales de aquella ciudad del estado de Renania-Palatinado, de los seis participantes en el acto; cuatro, que pertenecen al grupo Letzte Generation (Última Generación, en alemán), pegaron sus manos al pavimento, provocando el bloqueo temporal del tránsito en la zona.

Un manifestante usó una mezcla de superpegamento y arena, generando una adhesión más sólida, entonces, para liberar su mano obreros de la construcción se vieron obligados a usar un martillo perforador y separar un trozo de asfalto de la carretera.

"Su mano se pegó tan fuertemente a la calle que no pudimos liberarla por los medios habituales. Por eso, tuvimos que utilizar un martillo perforador. Pudo levantarse finalmente con un pedazo de asfalto en su mano", indicó un vocero de la Policía de la ciudad al medio t-online.

TE PUEDE INTERESAR: Así quedaron los trenes tras el brutal accidente que dejó 150 heridos en España

Los activistas llevaban chalecos fluorescentes y pancartas reivindicativas.

Después del hecho, se desconocía en qué estado quedó la extremidad del activista luego de ser separada del trozo de pavimento, informó el sitio Sputnik.

Alemania protesta ambientalista.jpg
Un martillo perforador debió ser utilizado para liberar al activista alemán del asfalto

Un martillo perforador debió ser utilizado para liberar al activista alemán del asfalto

Una vocera del grupo señaló que el manifestante participó este lunes en otra protesta en Berlín.

No es la primera vez que miembros del colectivo “La Última Generación” se pegan a espacios públicos. La semana pasada sus ecoactivistas se pegaron a la pista de los aeropuertos de Berlín y Múnich.

Mientras unos se adhirieron al asfalto, otros andaban en bicicleta la zona de maniobras, paralizando el tráfico aéreo.

►TE PUEDE INTERESAR: Elon Musk, el dueño de Twitter, advirtió que teme por su vida

Varios activistas climáticos se pegan al asfalto para paralizar el tráfico en Berlín y Múnich

"Última Generación" había anunciado para esta semana nuevas e intensas acciones disruptivas que tendrían como objetivo los centros de transporte urbanos. Recientemente, los activistas bloquearon carreteras y calles, e incluso dañaron obras de arte.

Temas relacionados: