Mendoza Domingo, 7 de octubre de 2018

Enzo espera una droga para ganarle su batalla al cáncer

La familia denuncia que la obra social Ospelsym no les cubre el tratamiento. El medicamento cuesta $7 millones.

Enzo Panella tiene apenas 3 años y en los últimos diez meses pasó por una quimioterapia, una cirugía, un autotrasplante de médula ósea y por radioterapia, todo eso para ganarle la pelea a un cáncer poco común llamado Neuroblastoma. Para culminar el tratamiento y evitar una recaída que sería letal, en tres semanas debe comenzar el último paso que es la inmunoterapia, para la cual se requiere de un medicamento costoso que la familia denuncia que la obra social no les quiere cubrir.

La enfermedad del pequeño es de alto riesgo y se la diagnosticaron en diciembre, momento en el cual iniciaron el tratamiento que se realizó en Mendoza, Buenos Aires y Rosario. Una vez culminado el último paso, Enzo disponía de 120 días para iniciar la inmunoterapia, plazo que se cumplió el pasado viernes 5 de octubre.

"Mañana tiene que empezar a tomar una droga, que sí tenemos, durante dos semanas. Después hay una semana de descanso, y en la siguiente debería empezar la inmunoterapia. El 26 de octubre la droga debería estar en la farmacia del Hospital Notti", expresó Valeria Espinoza (36), mamá del niño.

Sin embargo, el medicamento llamado Dinutuximab Beta, que consiste en 15 ampollas que se colocan durante seis meses, todavía no fue adquirido por la obra social Ospelsym. Según indica la familia, les negaron la compra dado el alto costo que tiene la droga al ser importada desde Austria, donde está el único laboratorio que la produce.

"Los abogados de la obra social dicen que hacen todo lo posible y que quieren viajar a Buenos Aires para ver si lo puede cubrir el Estado, pero si eso lo hubieran hecho cuando presenté los papeles a principios de agosto, tendríamos más tiempo", agregó Valeria.

Ante la inacción de la obra social la familia presentó a finales de septiembre una acción de amparo en el Juzgado Federal de Mendoza N°2 que, a pesar de salir favorable para Enzo y dictaminar que Ospelsym debía comprar la droga en un plazo no mayor a las 48 horas, no fue acatado.

Una enfermedad poco común

Enzo tiene un Neuroblastoma, que es un tumor "simulador", es decir que no da síntomas hasta que se lo descubre. A él se lo detectaron a partir de una sinovitis transitoria, que es una inflamación en la articulación de la cadera, y de un cuadro febril que comenzó tres días después, por el que le hicieron una serie de estudios en los que se confirmó la enfermedad.

Al momento del diagnóstico, el pequeño ya presentaba una metástasis en médula ósea, huesos y páncreas, por lo que fue determinado como un Neuroblastoma de alto riesgo.

"Como las células de este tipo de cáncer son tan agresivas, tienden a volver a aparecer. Lo que hace el anticuerpo monoclonal, que es la inmunoterapia, es detectar esas células y que el cuerpo mismo las elimine o deje menos posibilidades. No quiere decir que se vaya a curar definitivamente, pero sí otorga un mejor pronóstico para más años de vida", detalló la mamá.

Al día de hoy, Enzo está estable y en condiciones óptimas para comenzar la inmunoterapia. Según explicó Valeria, es vital para él hacer el tratamiento antes de tener una recaída ya que presenta un estadio cuatro, el último previo a una fase terminal de la enfermedad.

"Es fundamental porque si la enfermedad de Enzo vuelve a surgir, no hay nada que se pueda hacer", cerró angustiada la madre del pequeño.