Mendoza Viernes, 17 de agosto de 2018

Casi la mitad de los mendocinos se atiende en hospitales o salas públicas

En las zonas rurales la tendencia es más alta. En el hospital Notti el 30% de los egresos son de personas que cuentan con cobertura. Destacan el nivel de recupero.

Casi la mitad de los mendocinos se atendió en hospitales públicos o centros de salud durante 2017. Esta tendencia se incrementa en las zonas rurales, sobre todo en los departamentos de Tupungato y Lavalle.

Los datos fueron suministrados por la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas del Ministerio de Economía en su informe anual sobre Condiciones de Vida. El relevamiento establece que un 48,5% de los mendocinos se hizo atender en prestadores de salud públicos, mientras que un 40,6% en instituciones que dependen de obras sociales.

El subsecretario del Ministerio de Salud, Oscar Sagás, precisó que en Mendoza un 42% de la población tiene cobertura exclusivamente pública, es decir, que hay un porcentaje de personas que concurren a nosocomios del Estado por elección.

"La mayor cantidad de consultas se resuelve en hospitales. Si nos vamos a las zonas más alejadas, es el Estado el que tiene más presencia mientras que los privados tienen poca capacidad resolutiva", indicó el funcionario esgrimiendo uno de los motivos por los cuales las cifras se incrementan.

Otra de las hipótesis es la calidad del servicio, tecnología y profesionales. Sagás puso como uno de los principales ejemplos de esto al hospital Notti donde el 30% de los egresos corresponde a personas con cobertura privada de salud.

En tanto, en el Lagomaggiore, Central, Perrupato o Paroissien el número se reduce a un 9 o 10% de los egresos.

En las zonas rurales, no sólo es más pronunciada la cantidad de personas que asiste a hospitales públicos sino aquellas que no cuentan con cobertura privada. Son Tupungato y Lavalle los departamentos con menos habitantes adheridos a obras sociales, con un 57% y un 54% respectivamente.

Si los números se analizan por rango etario son los mayores de 65 años quienes tienen mayor acceso a la medicina privada. Mientras que en los grupos contemplados entres los 0 a 14 años y de 15 a 64 años la paridad predomina.

Por su parte, solo el 4,5% de los mendocinos cuentan con un servicio de prepagas. Las obras sociales cubren al 28,4 de la población, seguido por OSEP con un 18,3% de habitantes afiliados y PAMI con un 12,1%.

Ante la importante cantidad de personas que concurren a hospitales públicos, aún teniendo cobertura de salud, el Estado puso la lupa en el "recupero", es decir, el cobro de servicios prestados a los privados.

"Nosotros tenemos una fuerte decisión política para hacer el recupero de lo que le facturamos a las obras sociales porque es plata que entra de nuevo al sistema y la reinvertimos en salud. Mendoza es una de las provincias con mayor nivel de recupero", indicó Sagás.