Diario Uno Judiciales Luciana López
Está emparentado con Menem

El abogado que estafó a una clienta pagará $600.000 y zafará de una condena

Por UNO

Cuando todo parecía indicar que iban a ser condenados por estafa, un abogado y su pareja lograron un arreglo económico con la víctima y cuando se concrete el pago dejarán de ser perseguidos por la Justicia.

Hace tres semanas comenzó el juicio oral y público contra Luciano Edgardo Ortego Herández (39) y Luciana Valeria López Oca (31). En la primera audiencia del debate sus abogados defensores pidieron que sea suspendido ya que le habían pagado $500.000 a la víctima como reparación del delito.

Como este número representaba la cantidad con l que  habían estafado a la mujer pero no los intereses desde 2014 hasta el día de la fecha, tanto el fiscal Gustavo Fehlmann como el abogado querellante Facundo Marquesini se opusieron. El juez Eduardo Martearena se mantuvo en esa postura y ordenó continuar con el juicio.

El debate avanzó con los testigos y estuvo algunos días suspendido porque Ortego presentó un certificado médico.

Este martes se iban a realizar los alegatos donde la parte acusatoria pediría que fueran condenados por estafa. Sin embargo, la defensa presentó un nuevo ofrecimiento de 600 mil pesos para completar el pago del interés.

En un principio las partes estuvieron de acuerdo, aunque se dispuso un cuarto intermedio hasta el próximo jueves para que la defensa de Ortego y López deposite el dinero. En ese caso, se extinguirá la acción penal contra los imputados.

El hecho

A mediados de 2014, una mujer de 45 años fue notificada por una Aseguradora de Riesgos del Trabajador (ART) sobre una indemnización que debía cobrar por la muerte del padre de su hija. Se trataba de una suma un poco superior al medio millón de pesos.

A la mujer le recomendaron a Ortego como abogado, quien era medianamente conocido ya que en 2009 se había casado con una de las hijas de Emir Yoma, excuñado y asesor del expresidente Carlos Menem.

Según sostiene la acusación, el letrado culminó los trámites y le aconsejó que depositara el dinero del resarcimiento en otra cuenta corriente ya que había otra expareja del hombre fallecido que podía reclamarlo. Concretamente le ofreció la cuenta de su novia, Luciana López.

La víctima comenzó a buscar inmuebles para comprar, pero cuando intentó señar uno no pudo acceder a la plata. Ortego le dijo que estaba en un plazo fijo y no podía sacarla del banco. Ya en noviembre del año siguiente, la mujer logró obtener apenas $2 mil por parte del letrado, quien bajo distintas excusas le aseguraba que no podía extraer los billetes. Lo cierto es que la mujer se cansó y efectuó una denuncia penal y civil contra ambas personas.

En la investigación, el abogado declaró en el expediente y estableció una floja coartadaDijo que le había devuelto la totalidad del dinero a la víctima excepto $106 mil que cobró en calidad de honorarios. Pero no pudo presentar un papel que deje constancia de esto ya que lo había perdido.

Seguir leyendo

Temas relacionados: