Espectaculos Domingo, 11 de noviembre de 2018

Simona: un show de baile, canto y actuación

En el 2014 nacía Márama, el grupo musical uruguayo de cumbia pop, que con Agustín Casanova a la cabeza llegaba para revolucionar el verano tanto uruguayo como argentino con sus hits pegadizos Loquita, Todo comenzó bailando y No te vayas.

Al ritmo de estas canciones pegadizas y con el carisma y talento de Casanova, la banda se convirtió en un éxito inmediato que la llevó a tocar en toda América Latina y a convertirse en el preferido de las fanáticas argentinas durante cuatro años.

Tal reconocimiento hizo además que Agustín se convirtiera en una estrella de la televisión. Primero fue convocado por Marcelo Tinelli para ser parte de la edición 2017 de Bailando por un sueño donde brilló en la pista y este año fue elegido para integrar el elenco de Simona junto a Ángela Torres y Gastón Sofritti.

Hoy, tras haber terminado la novela juvenil más vista del 2018, y lejos de Marama y Rombai, pero con la misma banda que lo acompaña desde sus comienzos, Agustín disfruta de su nueva etapa como solista en la que promete nuevos estilos, grabaciones con artistas internacionales y diversión para toda la familia.

Esta tarde el artista llega a Mendoza junto con esta serie furor que cautivó la atención de los televidentes. Es que entre las historias de amor, enrriedos y desengaños, sumados a la música y el baile, Simona es uno de los éxitos televisivos que llegaron al teatro.

Agustín Casanova habló en exclusiva con Escenario de Simona, su relación con Ángela Torres a quien vincularon sentimentalmente y también de Márama.

-¿Qué podes adelantarnos del show?

-Es un show que tiene muchas cosas: baile, canto, actuación y lo más importante muy buena energía sobre el escenario. Los shows míos con Márama eran más improvisados, más desordenados, por así decirlos. Aquí, en cambio, está todo perfectamente organizado, es una superproducción con la que he aprendido un montón.

-¿Cómo cambió tu vida con "Simona"?

-En todo. Es un poco raro ponerse en la piel del personaje de otra persona, es algo que me gustó mucho que obviamente volvería a hacer. También es parte de un aprendizaje. Por momentos digo que podría haberlo hecho mejor pero es cierto que al personaje le fue muy bien, a la gente le gustó mucho y eso me pone contento.

-Tu personaje tuvo cada vez más protagonismo así como tu historia de amor con Angela (Simona)

-Fue loquísimo, no lo terminaba de entender. De golpe eran muchas más horas de grabación, pero también mucha más presión. El romance también formaba parte de la tira y empezaron a decir que también pasaba fuera de la ficción pero nosotros, con Angela, lo tomamos como un chiste. Cuando se hizo cada vez más y más importante en los medios también fue como un mimo, como decir tan bien lo hicimos en la novela que traspasó la pantalla.

-¿Y no se confundieron un poco las cosas con Ángela?

-Yo siempre declaro que Ángela es una mujer hermosa. Cuando comenzaron los rumores justo coincidió con que yo había declarado que me había separado. Pero bueno, lo cierto es que una nunca sabe cómo son las vueltas de la vida.

-¿Dejas la puerta abierta entonces?

-Como dije, nunca se sabe.

-¿Te consideras un galán?

-No, esa palabra es muy grande. Además mi personaje en la tire es más tímido, más reservado y yo también soy muy tranquilo. Prefiero los papeles normales, de chico común, lo de galán se lo dejo a los modelos.

-¿Por qué se separó Márama?

-Seguimos tocando todos juntos, solo cambió el nombre. Fue una decisión de los dueños de la banda, de los representantes. Si bien yo era la voz y la cara no tenía ese poder de decisión. Se dió cuando estaba comenzando con las grabaciones de Simona, fueron muchas cosas al mismo tiempo. Al principio fue difícil pero después más liberador. Quizás era algo que la vida tenía planeado para mi pero que yo no me animaba a hacer, no lo veo como un final sino como una apertura de nuevos caminos.

-Y ahora que sos Agustín Casanova ¿cómo lo llevas?

-Es raro. Si bien es más liberal, y tengo más poder de decisión, también es una presión extra. Se viene un 2019 muy intenso y muy dedicado a la música. Ya estamos grabando nuevo material y preparando colaboraciones con otros artistas como Carlos Baute y Fabiana Cantilo.

-¿Cómo cambio tu vida con la fama?

-Muchas veces siento que es una especie de película lo que estoy viviendo. O soy parte de situaciones que no son muy normales y que no sé cómo llevar pero que si la vida me puso acá por algo es.

-¿Sos un influencer?

-Sí, lo cierto es que muchas cosas de las que decimos o hacemos muchos seguidores la toman como consejo. Hoy las redes son muy poderosas y hay que usarlas para el bien. Sobre todo porque hay muchos niños y menores usando el celular y por eso hay que tener mucho cuidado con lo q ue hacemos y lo que transmitimos.

-También hay mucha crítica y agresión en las redes

-Sí, al principio me costaba un montón pero porque no terminaba de entender por qué tanta energía mala. Después entendí de que no era personal, que son personas que tienen problemas en su vida y esa es la forma de sacarlo para afuera, te das cuenta de que no es para vos, que no es personal.

-¿Te arrepentís de algo?

-No, realmente no. Hay decisiones que tomó la vida por mi, que me costaron mucho y que tal vez, si en su momento me hubieran preguntado, no las hubiera tomado pero todo pasó por algo.

-¿Estás enamorado?

-No, pero cuando llega, llega.

Más noticias