La Suprema Corte de Justicia evalúa este viernes si modifica sus horarios de ingreso y egreso de personal y de atención al público con motivo de las restricciones dispuestas en el país por la segunda ola de coronavirus.

El tratamiento de esta problemática va en sintonía con la invitación del gobernador Rodolfo Suarez a los titulares de los poderes Legislativo y Judicial, Mario Abed y Dalmiro Garay, a adherir al cambio de los horarios de ingreso del personal de la Administración Pública con el objetivo de reducir la cantidad de pasajeros del transporte público durante la mañana.

Te puede interesar...

De lo que resuelvan los supremos Garay, José Valerio, Mario Adaro, Omar Palermo, Julio Gómez y Teresa Day surgirá una acordada con las nuevas disposiciones. Las mismas podrán ser adoptadas con posterioridad por el Ministerio Público Fiscal y el Ministerio Público de la Defensa.

Hace un año, cuando comenzaron las restricciones de circulación y las bajas de personal por la pandemia de coronavirus, el Poder Judicial de Mendoza reorganizó sus sistemas de atención al público y de ingresos y egresos de empleados y funcionarios.

Esto también demandó la organización del trabajo vía remota y presencial.

Ahora, frente a la segunda ola del virus, la avanzada estuvo a cargo del Ministerio Público Fiscal que dispuso trabajar en un sistema de 15x15, es decir separar al personal en dos grupos que trabajen en los despachos y en sus casas con esa frecuencia señalada.

Esto generó un picoteo entre el intendente de San Rafael, Emir Félix, y el Procurador General, Alejandro Gullé, quien aseguró que "nadie dejó de trabajar desde que comenzó la pandemia, hace más de un año".