El envejecimiento es una parte fundamental e inevitable de la vida de todas las personas. Sin embargo, existen hábitos que aceleran aún más este proceso, provocando vejez prematura y afectando a la salud en general.

envejecimiento vejez cara (1).jpg
Salud: cuál es el hábito diario que acelera el envejecimiento.

Salud: cuál es el hábito diario que acelera el envejecimiento.

Los 5 hábitos diarios que provocan la vejez prematura y dañan la salud

Si aspirás a tener una apariencia mejorada y una salud óptima en general, te contamos cuáles son los 5 comportamientos que tenés que evitar:

  • No dormir lo suficiente

Dormir menos de lo necesario es una de las principales razones detrás del envejecimiento prematuro. Durante el descanso, el cuerpo se recupera del desgaste diario y si esta fase es insuficiente, se manifiesta en la piel, otorgándole una apariencia apagada y propiciando la aparición de ojeras.

  • Sedentarismo

La actividad física ayuda a preservar la juventud de los órganos y músculos del cuerpo, además de ser esencial para mantener un peso saludable.

Por otro lado, sustenta la salud de los huesos y mejora la circulación sanguínea, retardando así el deterioro óseo y favoreciendo la salud celular.

►TE PUEDE INTERESAR: Respira hondo antes de saber qué pasa si no desayuno

  • Sobreexposición solar

Según una investigación llevada a cabo en Francia, el 80% de los signos prematuros de envejecimiento cutáneo se deben a la sobreexposición al sol.

Pasar largos periodos expuesto a los rayos UV sin usar protector solar es una de las principales causas de la aparición de manchas y arrugas.

mujer arrugas paso del tiempo juventud vejez.jpg
  • Consumo excesivo de azúcar

El excesivo consumo de azúcar acelera el envejecimiento celular, manifestándose rápidamente en la piel, careciendo de vitalidad. Además, tenderá a tener una amyor presencia de arrugas, ya que este componente acelera el proceso antural de glicación.

El mismo implica la unión del azúcar a las proteínas del organismo, generando moléculas dañadas que se combinan con otras proteínas, creando un efecto en cadena de moléculas dañadas.

Entonces, se manifiesta una pérdida de elasticidad y, cuando más azúcar se consuma, más rápido se acelera este proceso.

  • Fumar y beber alcohol en exceso

Estas conductas provocan el acortamiento de los telómeros en los cromosomas, las regiones responsables del envejecimiento biológico. Las personas que consumen alcohol en exceso muestran más daño celular en comparación a aquellas que no lo hacen, según un estudio de la Universidad de Oxford.

Por su parte, el tabaquismo provoca una profunda deshidratación en la piel, lo que resulta en una apariencia envejecida.

Temas relacionados: