Tres jueces confirmaron que la jueza María Belén Salido y la conjueza María Belén Renna podrán integrar el tribunal titular y el tribunal suplente en el juicio a 9 mujeres por los abusos sexuales en el Próvolo de Luján.

Ambas habían sido recusadas por el fiscal jefe de la Unidad Investigativa de Delitos contra la Integridad Sexual, Alejandro Iturbide, quien promovió que Salido y Renna fueran apartadas bajo el argumento de que habían opinado públicamente acerca del proceso.

image.png
Alejandro Iturbide, fiscal jefe de la Unidad contra Delitos de Integridad Sexual.

Alejandro Iturbide, fiscal jefe de la Unidad contra Delitos de Integridad Sexual.

Los magistrados Gabriela Urciuolo, Rafael Escot y Armando Martínez (convocado especialmente para resolver este incidente) rechazaron este martes la pretensión de Iturbide por considerar que la presentó fuera de los tiempos procesales previstos por la ley.

De este modo, Salido se sumará a Urciuolo y Escot para reanudar este miércoles el segundo megajuicio por los abusos sexuales en el Próvolo.

Renna quedó confirmada en el tribunal suplente y estará acompañada por Armando Martínez, Eduardo Orozco y Ángel Rapacioli.

Repercusión en la defensa

"El Tribunal rechazó por extemporánea la intención de la Fiscalia de apartar a la Jueza Belén Salido y a la Conjueza Belén Rueda. Fue un vano intento de la Fiscalía de dilatar el juicio y buscar un tribunal a su criterio" "El Tribunal rechazó por extemporánea la intención de la Fiscalia de apartar a la Jueza Belén Salido y a la Conjueza Belén Rueda. Fue un vano intento de la Fiscalía de dilatar el juicio y buscar un tribunal a su criterio"

Lo dijo el abogado Carlos Varela Alvarez, defensor de la monja Kumiko Kosaka, a través de un mensaje de Whatsapp que envió a sus contactos, entre ellos periodistas. "Perdón Dra Belén Renna, gracias", cerró el mensaje.

Reanudación

El segundo megajuicio por el caso Próvolo reanuda este miércoles tras varias semanas de incidentes y resoluciones que derivaron en el apartamiento del juez titular Horacio Cadile, su posterior reemplazo, las recusaciones y la conformación de un tribunal suplente previa convocatoria a tres jueces que nunca habían intervenido: Martínez, Rapacioli y Orozco.

La salida de Cadile, a raíz de un escándalo por mensajes de Whatsapp en los que se refería a la imputada Kumiko Kosaka como "amante suya", propició que la conducción del proceso pasara a manos de Urciuolo, lo que determinó suspender el juicio para que la magistrada se pusiera al corriente de lo actuado y de los pasos futuros.

Seguir leyendo