Diario Uno > Sociedad > vitivinícolas

Por un reclamo salarial, trabajadores vitivinícolas bloquearon el ingreso a las bodegas

El reclamo parte de un paro general por 48 horas, organizado por Foeva. Exigen un salario acorde a la canasta básica, que en Mendoza es superior a los 58.000 pesos.

Un conflicto salarial entre los empresarios y los empleados de bodegas y viñas tiene este martes paralizado al sector vitivinícola de la provincia.

Es que los trabajadores nucleados en FOEVA (Federación de obreros y empleados vitivinícolas de Argentina) están reclamando un salario acorde a la canasta básica. En diálogo con Canal 7, El secretario general de la federación, Guido Álvarez, explicó cuál es el reclamo y que alcance tiene la medida de fuerza hasta el momento.

El reclamo

Álvarez manifestó que los trabajadores de viñas de la provincia tienen un salario básico promedio de 28.000 pesos. Esta cifra apenas llega a la mitad del valor de la canasta básica, que en Mendoza es superior a los 58.000 y con esfuerzo alcanza el valor de la canasta de alimentos.

Este fue el motivo que llevó a los trabajadores vitivinícolas a realizar un paro de actividades por 48 horas, que empezó a las 0:00 de este martes y se extenderá hasta el jueves.

Álvarez explicó que por el momento, muchos de los trabajadores se han colocado en los ingresos a las bodegas y lo que hacen es bloquear el ingreso.

La protesta es pacífica, no hemos tenido ningún conflicto, lo único que estamos pidiendo a los compañeros es que no ingresen a trabajar, como forma de acompañar el reclamo. Se han retirado sin problemas La protesta es pacífica, no hemos tenido ningún conflicto, lo único que estamos pidiendo a los compañeros es que no ingresen a trabajar, como forma de acompañar el reclamo. Se han retirado sin problemas

Según el secretario general, la brecha entre lo que han ofrecido los empresarios -un 28% de aumento y volver a negociar salarios en diciembre- y el reclamo de los trabajadores -un incremento salarial cercano al 100%- es aún muy grande, y las posibilidades de llegar a una propuesta intermedia, que convenza tanto a los bodegueros como a los trabajadores vitivinícolas, son todavía escasas.

Esperamos poder acercar a ambas partes, para obtener un salario acorde a nuestras necesidades Esperamos poder acercar a ambas partes, para obtener un salario acorde a nuestras necesidades

Época complicada

Álvarez reconoció que esta es una época complicada del año para detener las actividades de los trabajadores vitivinícolas, porque las bodegas se encuentran en plena cosecha. Pero al mismo tiempo subrayó que la situación salarial es muy grave y que el único camino viable para reclamar era el paro.

Por último destacó que en Mendoza, la paralización del sector fue casi total esta mañana y que esperan que las medidas continúen siendo pacíficas, como hasta el momento.

Seguir leyendo