Algunos intendentes ya se habían quejado con el gobernador Rodolfo Suarez porque entendían que algunos pastores evangélicos estaban teniendo reuniones con más personas de las que permitía el protocolo. Sin embargo, la alarma más grande llegó desde San Rafael en donde apuntan a un religioso por ser el principal foco de contagios.

Te puede interesar: La odisea de un joven en el aislamiento obligatorio en un hotel mendocino

Este miércoles, San Rafael registró un récord de 25 casos pero en los últimos días el departamento es un habitué en el listado de contagios.

"El nexo más importante para este brote en San Rafael gira en torno a la iglesia de este pastor, por eso le pedimos a quienes hayan estado en contacto con este pastor sin haber respetado alguna medida de prevención, nos informen para tratar de llegar a ellos y cortar los nexos epidemiológicos; creemos que el pastor ha estado por Villa Atuel, Atuel Norte y La Llave, por ejemplo, esto según un informe del Observatorio que se creó para detectar casos y prevenir", afirmó el director de Salud de la municipalidad, Isidro Cuello a medios de San Rafael.

Se sospecha que por lo menos 45 personas habrían podido ser contagiadas en la cadena iniciada por el pastor.

"Cuando lo identificaron al pastor era asintomático y cuando se lo hisopó en el hospital, dio positivo. Hay trascendidos de que fue visitado por otras personas que viajan a Mendoza seguido, pero que evitan controles policiales en la ruta, situación que nos trae complejidades a futuro", explicó.

Te puede interesar: Fecha de carga del saldo de la tarjeta Alimentar para AUH

Por su parte, el pastor Víctor Doroschuk de la iglesia Vida y Paz en San Rafael se mostró muy molesto con la situación y pidió no estigmatizar a quienes se enferman. "Nos puede pasar a cualquiera, no debe criminalizarse", aseguró el religioso.

Además lamentó que, por el accionar de este hombre, la comunidad juzgue a toda la religión. "Se trata de una persona que se ha autoproclamado pastor y no forma parte de la pastoral", indicó Doroschuk, quien también señaló que en su templo que siguen "estrictos" protocolos y que continuará predicando a través de otra metodología para acompañar las medidas sanitarias: "Hay una enorme necesidad de contención psicológica y espiritual".

"No ignoramos las maquinaciones del diablo y no ignoramos lo que hay en materia de salud. Si tantas actividades funcionan con protocolo ¿por qué la iglesia no? La iglesia no puede temer a la amenaza social. Me tiene sin cuidado la condena social", manifestó.

Coronavirus en Mendoza

Mendoza cuenta con 4.088 casos positivos confirmados. Son 61 casos importados –gente que ha llegado de otros países–, 3.355 por contacto estrecho con alguien que vino de otro país o dio positivo de COVID-19 y 672 en investigación epidemiológica.

También, la provincia tiene 1.152 personas recuperadas y 80 fallecimientos por COVID-19.

Te puede interesar...