Diario Uno > Sociedad > Los Chimeno

Juan Pío, guitarrista de Los Chimeno, vendió su guitarra y el mismo día la recibió de regalo

Juan Pío Chimeno fue parte de una cadena de favores: puso en venta su guitarra por la dura situación económica que atravesaba su familia en pandemia y un mendocino la compró para devolvérsela

Un día, Juan Pío Chimeno tocó fondo. Un día de 2020, después de pasarse meses sin poder tocar su guitarra frente al público que tantas veces los había aplaudido, tanto a él como a sus hermanos, quienes conforman el conocido grupo de folclore mendocino Los Chimeno.

Como a tantos, la pandemia le jugó una mala pasada. No había forma de ganarse la vida a través de la música y las deudas comenzaron a aumentar y la esperanza a disminuir. Entonces, Juan Chimeno decidió poner en venta la guitarra, su medio de vida y su instrumento más preciado.

Te puede interesar...

Los-Chimeno2-1080×675

Sin embargo, como en el argumento de una película con final feliz, Juan recibió un regalo inusual e inesperado, que vino de la mano de Víctor Hugo Vázquez, un mendocino que reside en los Estados Unidos.

Meses desesperados

Juan Chimeno contó que durante los meses de pandemia su situación económica fue empeorando cada vez más. Es que también se quedó sin trabajo Jimena, su esposa, que es maestra jardinera.

En unos meses, no había cómo solventar el día a día en su hogar, ya que Juan es papá de tres hijos: Joaquín (13), Paolma (6) y Elena (4)

Con mis hermanos, pasamos de haber hecho seis estadios Andes Talleres en el verano, a no tener cómo subsistir Con mis hermanos, pasamos de haber hecho seis estadios Andes Talleres en el verano, a no tener cómo subsistir

Con su esposa, decidieron salir a hacer lo que pudieron: vender verduras, él fue a trabajar como bachero en un bar, hizo reparto de comida, y Jimena realizó productos artesanales.

Pero no alcanzaba para los gastos fijos. Entonces, Juan Pío tomó una drástica determinación.

Decidí salir a vender mi guitarra, la que me había comprado con muchísimo esfuerzo. La guitarra no solo tiene un valor monetario sino sentimental para mí Decidí salir a vender mi guitarra, la que me había comprado con muchísimo esfuerzo. La guitarra no solo tiene un valor monetario sino sentimental para mí

Su hija Paloma le pidió que no lo hiciera, pero él sintió que había tocado fondo.

He vivido 24 años de la música, de los shows que hacemos con los Chimeno, era la primera vez que me pasaba esto de no poder mantener a mi familia He vivido 24 años de la música, de los shows que hacemos con los Chimeno, era la primera vez que me pasaba esto de no poder mantener a mi familia

Fue cuando decidió publicar la guitarra en la red social Facebook y sólo poner que la vendía "por motivos obvios". Lo que no sabía es que ese sería el inicio de una sorpresa y de una gran amistad.

Cadena de favores

juan y paloma.jpg

Publiqué la guitarra y nadie me respondió sino hasta las 2 de la mañanam cuando recibí un mensaje de alguien que se presentaba como Víctor Hugo Vázquez, y que me decía que quería comprar la guitarra de inmediato y tenía el dinero para depositarlo. Yo no sabía qué responder, realmente sentía que estaba tocando fondo Publiqué la guitarra y nadie me respondió sino hasta las 2 de la mañanam cuando recibí un mensaje de alguien que se presentaba como Víctor Hugo Vázquez, y que me decía que quería comprar la guitarra de inmediato y tenía el dinero para depositarlo. Yo no sabía qué responder, realmente sentía que estaba tocando fondo

La decisión ya estaba tomada y se abocó a terminar el trámite de la venta. Le pasó el número de cuenta a Víctor Hugo y esperó a que él se comunicara y le enviara un mensaje con una foto del depósito. Ahora sólo faltaba desprenderse de su guitarra.

Le pregunté cómo hacíamos, si se la llevaba o él la buscaba, porque en su facebook decía que residía en Guaymallén. Pero él me contestó que vivía en Estados Unidos desde hacía años Le pregunté cómo hacíamos, si se la llevaba o él la buscaba, porque en su facebook decía que residía en Guaymallén. Pero él me contestó que vivía en Estados Unidos desde hacía años

Juan Pío se preocupó porque no se le ocurría cómo enviarle la guitarra. Pero Víctor lo sorprendió.

Me dijo Juan, quedate tranquilo, sos parte de una cadena de favores. Yo te compré la guitarra para regalártela. Ahora es tuya Me dijo Juan, quedate tranquilo, sos parte de una cadena de favores. Yo te compré la guitarra para regalártela. Ahora es tuya

Juan se quedó sin palabras. No podía creer lo que escuchaba.

Solamente me dijo que cuando yo encontrara a una persona que tuviera una necesidad como la mía, la ayudara, porque ese era el sentido de esta acción Solamente me dijo que cuando yo encontrara a una persona que tuviera una necesidad como la mía, la ayudara, porque ese era el sentido de esta acción

Juan Pío contó que después de ese día, su vida comenzó a mejorar. Ha seguido en contacto con ese ser especial que es Víctor Hugo, al que le gusta ayudar a personas relacionadas con la música y el arte. Cuenta que él le da mensajes muy alentadores, y que ha compartido su música un poco como regalo por lo que Víctor Hugo hizo con él.

Víctor me enseñó muchas cosas, esta experiencia me dio una inyección de ánimo, como un motivo para empezar de nuevo, y de a poco es lo que estamos haciendo Víctor me enseñó muchas cosas, esta experiencia me dio una inyección de ánimo, como un motivo para empezar de nuevo, y de a poco es lo que estamos haciendo

De hecho, este fin de semana programaron un show en el teatro Mendoza y algunas fechas cerradas más durante el verano, en teatros.

Yy ahora, Juan Pío Chimeno se siente parte de esa cadena de favores, que no quiere cortar, sino que, por el contrario, sólo piensa en extender.