Javier Colaiácovo será juzgado el martes y el miércoles de la semana próxima por la muerte de una amiga, Marianela Pulitti (26), en un accidente de tránsito ocurrido en Acceso Norte y Manuel A. Sáez de Las Heras.

 Embed      

El hombre, que tiene 30 años, está acusado del delito de homicidio simple con dolo eventual y podría ser condenado de 8 a 25 años de cárcel.

Te puede interesar: ANSES: cuánto cobrarán los jubilados con el aumento de marzo

Hace poco más de un año, más precisamente el 27 de enero de 2019, conducía el VW Vento que a las 8 de la mañana se estrelló contra un poste de iluminación y se partió en dos cuando volvían de bailar en Lavalle. Marianela murió en el acto.

 Embed      

Desde que comenzó la investigación penal preparatoria, Colaiácovo fue responsabilizado de la muerte de la joven pero también de haberse representado la posibilidad de cometer una tragedia al volante y, a pesar de eso, no haber modificado su conducta para evitarlo. Eso es el dolo eventual que le aplicó la fiscal de Tránsito Liliana Giner.

La aplicación de ese agravante, tan polémico y controvertido (figurarse un desenlace y no hacer algo para evitarlo) se basó en una prueba hallada dentro del automóvil: un acta de infracción vial, emitida poco antes de la tragedia, y en la que constaba que Colaiácovo circulaba en estado de ebriedad.

El test de alcoholemia practicado antes del impacto reveló que tenía 2.13 g de alcohol en sangre.

En las horas posteriores, se determinó que el VW Vento circulaba a 140 kilómetros por hora superando la velocidad permitida.

La calificación legal fijada por Giner fue avalada por el juez David Mangiafico. Con esa carátula llegará el expediente a la audiencia de debate.

El proceso, que en principio se extenderá dos jornadas, será conducido por la jueza Nancy Lecek y la acusación estará a cargo de la fiscal instructora.

 Embed      

TurBus: el antecedente

Ocurrida en febrero de 2017 en la localidad cordillerana de Horcones, la tragedia de TurBus también derivó en la primera condena mendocina por el delito de homicidio simple con dolo eventual en un accidente vial.

 Embed      

Francisco Sanhueza, chofer de la empresa chilena de viajes, fue sentenciado a 20 años de cárcel por la muerte de 19 personas y las heridas y lesiones de otras.

El fallo fue confirmado por la Suprema Corte de Justicia.

Sobrevivientes coincidieron en que el conductor circulaba a altísima velocidad y que no modificaba esa conducta a pesar de las quejas y gritos.

Te puede interesar...