Enojado con los rumores

"Estoy vivo", dijo el papa Francisco sobre su salud

Francisco lamentó los comentarios de su supuesta renuncia. "Siempre que el Papa está enfermo corre brisa o huracán de cónclave"

Por UNO

El papa Francisco lamentó que "siempre que el Papa está enfermo corre brisa o huracán de cónclave", en respuesta a los rumores sobre una supuesta renuncia tras la operación de colon a la que se sometió el 4 de julio.

"Siempre que el Papa está enfermo corre brisa o huracán de cónclave", aseveró el pontífice, de 84 años, en declaraciones a la radio del episcopado español, Cope.

Seguir leyendo

El cónclave es el nombre de la reunión de cardenales menores de 80 años que eligen a un nuevo Papa en la Capilla Sixtina ante la renuncia o muerte del pontífice.

El Papa se refirió así a rumores sobre su eventual paso al costado a fin de año, cuando cumplirá 85 años, lanzados por sectores conservadores de la prensa italiana en base a un supuesto agravamiento de su salud tras la operación de colon.

"Estoy vivo", respondió Jorge Bergoglio al ser consultado sobre su salud, según indicó la radio en su sitio web y tras reconocer que un enfermero le "salvó la vida" durante la operación.

Francisco fue operado el 4 de julio por una "estenosis diverticular grave con signos de diverticulitis esclerosante" y debió pasar 10 días internado en el hospital Gemelli de Roma, antes de continuar su recuperación en el Vaticano.

Confianza en las encuestas

Tres de cada cuatro italianos tienen "confianza" en el papa Francisco y las reformas que está impulsando al frente de la Iglesia, según una encuesta de una consultora.

El apoyo al pontífice recogido por la encuesta dada a conocer hoy por la firma Demos representa el número más alto desde 2017.

La confianza del 75% de los italianos en el Papa, en medio del megajuicio impulsado contra un cardenal y otras nueve personas por malversación de fondos, supera además la confianza mostrada por los encuestados en la Iglesia, apenas por encima del 40%.

Jorge Bergoglio, de 84 años, se recupera en el Vaticano de la operación de colon a la que fue sometido el pasado 4 de julio y retomará su agenda internacional el 12 de septiembre, cuando emprenda un viaje de cuatro días a Budapest y Eslovaquia.

A fines de julio, por impulso del Papa, el Vaticano inició el primer juicio de su historia contra un cardenal en un caso pos supuesta malversación de fondos en operaciones inmobiliarias, como parte del proceso de transparencia que lleva adelante el pontífice desde su entronización en 2013.