El gobernador Rodolfo Suarez dio a conocer que las clases presenciales en Mendoza dependerán de un acuerdo entre la DGE y los directores de cada colegio.

Suarez confirmó una vez más que las clases en Mendoza comenzarán el 1 de marzo. No obstante, desde el 10 de febrero asistirán los alumnos con trayectoria débil para poder de esa manera estar al mismo nivel que sus compañeros de aula.

Te puede interesar...

"La incertidumbre está vigente aún. Hay nuevas modalidades de trabajo y hay nuevas relaciones sociales y la educación también pero entendemos que la presencialidad es fundamental que esté y esa presencialidad va a depender de acuerdo de cada colegio y en acuerdo con cada director", manifestó Suarez en conferencia de prensa.

"Si en un aula van 45 chicos, tendrá que concurrir la mitad un día y la mitad otro. Si van 15 y hay espacio podrán concurrir los 15", explicó el Gobernador de Mendoza.

Suarez aseguró que se va a trabajar con protocolos y "sentido común". "Si el clima lo permite y se puede, se convendrá con cada director", explicó.

Fuera de la conferencia pero sí por redes sociales, Suarez señaló que otro año como el 2020 sería un "atraso para el "país".

https://twitter.com/rodysuarez/status/1351212861633212419

En cuanto a la vacunación de los docentes, desde la Nación se ha señalado que en febrero se comenzaría a vacunar a este grupo de trabajadores esenciales.

Preocupación por las vacaciones

El gobernador también manifestó que hay preocupación por la cantidad de mendocinos que se fueron de vacaciones al Sur o a la Costa y se contagian de coronavirus.

"En este momento estamos detectando que llegan muchos mendocinos del Sur y de la Costa atlántica con covid. Esto es muy grave", explicó el mandatario, que añadió que por ahora, en Mendoza "no estamos teniendo los picos que hay en el país".