Diario Uno > Sociedad > Ampros

AMPROS teme colapso sanitario por falta de profesionales

AMPROS, gremio que nuclea a los profesionales de la salud, manifestó a diputados locales su preocupación por la posible falta de médicos

La Asociación Mendocina de Profesionales de la Salud (AMPROS) teme el colapso de servicios sanitarios por falta de profesionales. Esta semana directivos de esta entidad gremial le hicieron saber sus inquietudes a los legisladores de Mendoza. Para ello se reunieron con la Comisión de Salid de la Cámara de Diputados.

Del encuentro virtual participaron más de cuarenta jefes de servicios del Hospital Humberto Notti, quienes plantearon lo que para ellos es "la falta de convocatoria y consenso a las decisiones tomadas por la ministra de Salud Ana María Nadal, en relación a la utilización de todos los especialistas para efectuar hisopados y realizar guardias en los Servicios de Guardia común de ese efector de salud".

Te puede interesar...

Claudia Iturbe, secretaria adjunta de AMPROS, destacó que "esto pone en riesgo la súper especialidad –patologías crónicas- ya que si un médico se enferma, no hay otro especialista que lo reemplace y por otro lado, la decisión de internar a todos los niños en el Hospital Notti, es altamente preocupante, por el desborde y saturación de servicios ante la falta de profesionales que esto pueda suscitar. En este sentido, uno de los problemas más graves es que no hay profesionales para la guardia del Notti, y la gente que está aislada o infectada, tiene solo tres profesionales para el servicio durante el fin de semana. En caso de que se incrementaran aún más los pacientes al Notti desde otros efectores, debido a que otros hospitales recibirán adultos, la demanda sería mayor y por ende, la carencia de personal".

La presidenta de la comisión, Hebe Casado (PRO), manifestó su compromiso de pedir en forma urgente una reunión con Nadal para analizar la situación en los servicios críticos. Además, participó del encuentro la legisladora Paola Calle (Frente de Todos).

Esta semana el Gobierno dispuso la reconversión de algunos hospitales como el Fleming, que dejará de ser pediátrico mientras dure la pandemia.