Por 22 votos a favor y 16 en contra, el Senado mendocino dejó este martes sin fueros al senador Marcelo Romano (Protectora) para que sea investigado por la Justicia tras la denuncia que hizo una fiscal por desobediencia a la autoridad policial.

Te puede interesar: En Chile ya deciden quién vive y quién no por la falta de camas

Si bien el pedido para desaforar al legislador llegó en noviembre pasado a la Cámara de Senadores, recién fue debatido cuando arrancó el período de sesiones ordinarias, el 1 de mayo pasado.

Votaron a favor los legisladores que componen el bloque de Cambia Mendoza -UCR, PRO, Socialismo y Libres del Sur- y Héctor Bonarrico, del bloque MasFe.

En contra del desafuero se posicionaron los senadores peronistas, del PI y el FIT.

El pedido de desafuero fue solicitado por la fiscal Gabriela García Cobos, para investigar a Romano por una denuncia realizada el 11 de agosto del 2019, día de las elecciones PASO nacionales.

Se lo acusó por una supuesta intimidación realizada a un policía que había detenido a su hija. Según consta en la denuncia, Romano le habría dicho: "Yo soy Marcelo Romano, senador mendocino, soy íntimo del ministro de Seguridad, Gianni Venier, van a perder el trabajo por esto. Dedíquense a perseguir chorros en las villas".

Al mismo tiempo, Romano aseguró que "esta situación es en represalia a su defensa de la Ley 7.722", que limita la minería en la provincia. Y remarcó que "esta es una causa política, sostenida por el ex gobernador Alfredo Cornejo".

Mientras, legisladores del oficialismo aseveraron que el desafuero es en función de que la Justicia pueda investigar a Romano, y no para silenciarlo.

Voces a favor y en contra

En el momento de defender su postura, Marcelo Romano se refirió a la situación.

"Soy un senador incómodo, que le ha molestado con sus denuncias al ex gobernador Alfredo Cornejo y al actual, Rodolfo Suarez, sobre todo mi postura con respecto a la Ley 7722". "Soy un senador incómodo, que le ha molestado con sus denuncias al ex gobernador Alfredo Cornejo y al actual, Rodolfo Suarez, sobre todo mi postura con respecto a la Ley 7722".

Marcelo RomanoSenador de Protectora

A favor de Romano se mostraron los legisladores del PJ Alejandro Abraham, Lucas Ilardo, Florencia Canali, Mauricio Sat, Andrea Blandini, entre otros. También el legislador Lautaro Jiménez, del FIT.

En tanto, respaldando el desafuero hablaron los senadores radicales Marcelo Rubio, Mercedes Rus, Natacha Eisenchlas, y Juan Carlos Jaliff. Además de Fernando Alín, del PS y Héctor Bonarrico de MasFe.

Qué implica el desafuero

La senadora Rus explicó que el pedido de desafuero a Romano que realizó la Justicia local, es a fines de poder investigar la causa en la que está implicado.

Sin embargo, aclaró

“Esto no implica que deje de ser legislador, ni que se vea afectada su dieta. Él continuará en su banca, porque el desafuero en la provincia no es lo mismo que en el Congreso de la Nación”. “Esto no implica que deje de ser legislador, ni que se vea afectada su dieta. Él continuará en su banca, porque el desafuero en la provincia no es lo mismo que en el Congreso de la Nación”.

Mercedes Rus Senadora UCR

De todas maneras, el mismo Romano refutó ese argumento diciendo que la inmunidad que otorgan los fueros tiene que ver con la independencia del Poder Legislativo y con la posibilidad de realizar denuncias y de ejercer control sobre las acciones de los otros dos poderes.

El hecho por el que Romano está imputado

El domingo 11 de agosto de 2019 dos policías denunciaron al senador luego de que este saliera en defensa de su hija en un altercado. Según los uniformados, por ser un día de elecciones, se había montado un operativo vial sobre el Acceso Sur.

Fue allí que los alertaron por la conducción peligrosa de una automovilista a la que dieron alcance debajo del puente de calle Rawson. Cuando la identificaron, resultó ser una hija de Romano.

Mientras los policías a cargo del procedimiento inspeccionaban la documentación de la conductora y del auto, una camioneta se paró detrás de ellos, de donde se bajó un hombre.

Era Marcelo Romano, senador provincial quien se identificó como padre de la conductora.

Según el relato de los policías, ellos le explicaron que los habían alertado porque circulaba en exceso de velocidad, y por eso la habían hecho detenerse a un costado del Acceso.

Romano, quien según los efectivos estaba muy ofuscado, les dijo que por qué no iban a buscar delincuentes a la villa, en lugar de molestar a su hija ya que ella no es ninguna delincuente.

Posteriormente, siempre según el relato, los amenazó asegurando que era miembro de la Bicameral de Seguridad y que tenía contacto directo con el entonces ministro de Seguridad, Gianni Venier por lo que podría hacerlos echar de la fuerza.

Finalmente los policías no hicieron la multa pero denunciaron el altercado ocurrido con Romano que aseguró que en ningún momento maltrató a los efectivos y que intervino porque estos “patoteaban” a su hija y que lo único que había querido, en ese momento, era averiguar lo que pasaba.

Temas relacionados: