Polémica

Por los reclamos desde Mendoza el Frente de Todos aceptaría cambios a la ley de envases

Las quejas de legisladores y empresarios influyeron y ahora el oficialismo está dispuesto a modificar el proyecto que crea una tasa ambiental del 3%

Por UNO

Los reclamos, sobre todo desde Mendoza, se hicieron escuchar y ahora el oficialismo está dispuesto a modificar el proyecto de ley de gestión de envases ecológicos que prevé la introducción de una tasa ambiental que garantice el reciclado. Tras conocerse esta iniciativa, no sólo se opusieron sectores de la oposición, sino también del sector empresario, que en nuestra provincia estuvo referenciado en Bodegas de Argentina y la Unión Industrial de Mendoza.

Desde Bodegas de Argentina, cámara que representa a 250 empresas vitivinícolas del país argentinas emitieron un comunicado apoyando los objetivos de la Ley de Envases pero sin compartir la forma de implementación que implica la creación de una tasa ambiental del 3%.

Los bodegueros señalaron que apoyan el "principio de responsabilidad extendida que nos cabe sobre los envases de nuestros productos y somos custodios del cuidado del ambiente" , pero "no compartimos que la forma de implementarlo consista en la aplicación de un impuesto que se suma a la ya insostenible carga tributaria que tenemos".

La Unión Industrial Argentina, por otra parte, calificó la iniciativa como un castigo a la producción, al trabajo y los consumidores. Raúl Giordano, integrante de la UIM y presidente de la Cámara de Fruta Industrializada de Mendoza (CAFIM), habló en nombre de la gremial empresaria y solicitó a los legisladores nacionales por Mendoza que "eviten la aprobación de la propuesta y trabajen para elaborar una ley de reciclado con fundamentos, objetivos y pasos claros que contribuyan a mejorar la situación de quienes allí trabajan con la vista puesta en el mediano plazo así como la posibilidad de crear una industria que brinde trabajo digno a todos quienes hoy se encuentran en situación precaria".

Antes del recambio

Lo cierto es que oficialismo de la Cámara de Diputados buscará sesionar antes del recambio parlamentario para debatir una serie de proyectos pendientes, entre los que figura la ley de gestión de envases ecológicos.

Si bien el Frente de Todos (FdT) aspira sesionar la semana próxima, fuentes parlamentarias no descartan que el plenario pueda postergarse hasta el miércoles 8, o bien se realice el jueves 9, un día antes de que asuman sus bancas los diputados electos el pasado 14 de noviembre.

Es que, en ese tiempo, el bloque oficialista que conduce Máximo Kirchner podría establecer acuerdos parlamentarios que permitan destrabar la discusión en torno la tasa ambiental incluida en el proyecto de gestión ecológica de envases.

Se trataría de la última sesión de la Cámara de Diputados con la actual composición, ya que, si bien los legisladores electos en los últimos comicios legislativos jurarán en sus cargos el martes 7, podrán ejercer sus funciones recién a partir del 10 de diciembre, día del efectivo recambio parlamentario.

La intención del FdT es sesionar antes de que se produzca el recambio parlamentario para tratar un conjunto de proyectos pendientes.

En el temario de esa sesión, el oficialismo buscará incluir el proyecto que establece la gestión ecológica de los envases, pero, para eso, deberá alcanzar acuerdos con otros bloques, ya que la iniciativa no cuenta con el respaldo de la mayoría de las bancadas de la oposición.

En un principio, la ley de gestión de envases ecológicos había tenido un rápido avance por las distintas instancias parlamentarias para ser tratada en el recinto, pero en los últimos días sufre una fuerte embestida empresarial y del bloque mayoritario de la oposición de Juntos por el Cambio (JxC), al que se sumaron otras bancadas minoritarias.

La coalición opositora organizó el miércoles pasado una suerte de audiencia pública en la que varias cámaras empresarias del sector y diputados de esa bancada reiteraron sus críticas al proyecto de gestión de envases, que la semana pasada recibió dictamen de comisión, y rechazaron la inclusión de una tasa ambiental en el texto del Poder Ejecutivo.

En un encuentro del que participaron integrantes de la Cámara de Comercio de Estados Unidos en Argentina (Amcham), los legisladores de JxC advirtieron que la inclusión de esa tasa (destinada a las empresas que elaboran envases que no se pueden reciclar) impactará en el precio de los envases.

En rigor, la propuesta busca hacer responsables a los productores del proceso de reciclaje de los envases que colocan en el mercado, ya que representan el 25 por ciento de la basura que produce el país (y que sólo el 8 por ciento se recicla).

De ese encuentro que fue organizado por el diputado y economista del PRO Luciano Laspina y se realizó en la sala 2 del Anexo de la Cámara de Diputados, también participaron representantes de la Unión Industrial Argentina (UIA), la Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios (Copal), el Círculo de Políticas Ambientales, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), Estudio LIsicki, Litvin y Asociados, Estudio Ferreres y Asociados y la Asociación Argentina de Contribuyentes, entre otras.

Ante ese escenario y en busca de conseguir los consensos necesarios, el oficialismo se muestra permeable a introducir algunos cambios en el articulado del proyecto de ley que garanticen conseguir su media sanción en la Cámara baja.

Fuentes: Télam y archivo Diario UNO.

Temas relacionados: