Disputa en una comuna clave

El PJ de Maipú aprobó una norma para impedir que el radicalismo cambie al presidente del Concejo

Desde ahora son necesarios dos tercios de los votos para remover al presidente del Concejo, sucesor natural en caso de ausencia del intendente Matías Stevanato (PJ). De esta forma Cambia Maipú no podrá imponer su mayoría simple cuando en abril asuman los ediles electos en noviembre

La disputa política por Maipú se avizora descarnada y no esperará a las elecciones del 2023. Ya empezó y parece ser que todo movimiento que haga el oficialismo peronista que lidera el intendente Matías Stevanato tendrá asegurado las repercusiones de la oposición radical.

Una muestra se dio este lunes cuando el Concejo Deliberante modificó su reglamento interno, y entre otros cambios, blindó a la figura del presidente de ese cuerpo, el que desde ahora sólo podrá ser removido si se cuenta con dos tercios de los votos, es decir con 8 de los 12 ediles de esa comuna. De esa manera se aseguró retener un cargo clave en la sucesión del poder, ya que en el caso de que el intendente Stevanato se pidiera alguna licencia, o sufriera alguna enfermedad, quien debe asumir la intendencia es el presidente del Concejo Deliberante.

El cambio le puso un freno a una posible pretensión del radicalismo. Ahora para remover al actual presidente, el pastor peronista Isaac Morales, el radicalismo necesitará de 8 ediles, número que no alcanzará ni siquiera en abril cuando asuman los nuevos concejales, ya que desde ese momento sólo tendrá 7, frente a 5 que son del PJ.

Desde el radicalismo tildaron a esos cambios de inconstitucionales y ya adelantaron que buscarán que la Suprema Corte defina si son legales.

Maurcio Pinti, presidente del bloque de concejales Cambia Maipú.jpg
Mauricio Pinti, presidente del  bloque Cambia Mauipú.

Mauricio Pinti, presidente del bloque Cambia Mauipú.

"Es un atropello, ya que quieren perpetuar los órganos de control y administración que le dan la dinámica día a día al Concejo, cuando hasta el día de hoy en las legislaciones y el reglamento vigente las mayorías eran quienes establecían esos puntos. Prohíben la reforma de este reglamento por dos tercios sabiendo que nadie va a tener esos números y generan nuevos cargos", resaltó en una conferencia -que extrañamente se convocó en la Legislatura-, el edil Mauricio Pinti, presidente del bloque de concejales del Frente Cambia Maipú.

El concejal hace referencia a la creación de los cargos de Director General de Administración y el de Coordinador de Comisiones, que aparecen en la modificación del artículo 73 del reglamento.

"Lo que está queriendo hacer el gobierno de Maipú, es modificar las mayorías en las que impactan las elecciones populares, porque aumentan las mayorías que se necesitan para cualquier resolución, pero sobre todo para perpetuar algunos cargos, porque saben que hay una nueva composición del Concejo en donde las mayorías simples ya no le van a ser farovables. Esto es un golpe institucional y arbitrario, porque modifican el reglamento ahora una vez que conocen lo que generaron las elecciones populares", recalcó la senadora provincial, Mercedes Rus.

"Están desesperados por los cargos"

Comunicado oficial de Maipú.jpg

Luego de la conferencia de prensa de los radicales en la Casa de las Leyes, se conoció la dura respuesta de la intendencia de Maipú, que en un comunicado remarcaron que esos referentes de la UCR protagonizaron "una puesta en escena por la desesperación por quedarse con cargos".

En ese escrito, que firman el presidente del HCD, Isaac Morales y los concejales del PJ, resaltan que las modificaciones hechas al reglamento fueron votadas por los ediles con mandato vigente y que buscaron una adecuación del funcionamiento interno igualándolo a leyes superiores.

"Fueron corriendo a los medios de comunicación para contar su relato de mentiras, antes de manifestarse en el Concejo Deliberante. De esto se trata, de una puesta en escena por la desesperación por quedarse con cargos. Por si quedan dudas, el Concejo no creó cargos, crea un mecanismo que obliga al diálogo y al consenso para las designaciones. Es una normativa que promueve el diálogo y lo instaura institucionalmente. Es decir, los mismos que votaron en contra de la reducción del presupuesto del Concejo, ahora muestran sus verdaderas intenciones: ponerle un cerrojo al consenso. El radicalismo está montando argumentaciones falsas, se guía por el 'miente, miente… que algo quedará'", resalta el comunicado.

Pero el retruco del peronismo maipucino no quedó ahí. También le apuntaron al subsecretario de Relaciones Institucionales de Seguridad, Néstor Majul, hoy presidente de la UCR en Maipú, y uno de los posibles candidatos a disputar la intendencia en el 2023.

"En el medio de la ola más grande de inseguridad en Mendoza, el viceministro de Seguridad Néstor Majul, junto a los concejales radicales, solicitaron prorrogar del jueves 10 de marzo para el sábado 12 la sesión ordinaria del Concejo Deliberante, a lo cual accedimos. Nos sorprendió la intervención del funcionario provincial, dedicando tiempo a la modificación de un reglamento interno, desatendiendo su responsabilidad de proteger a los mendocinos de los delincuentes", destacó esa nota que llegó a los medios y continuó: "También estuvo presente el sábado 12 en el edificio del Concejo Deliberante, pero los concejales de Cambia Mendoza no acudieron al debate. Por esa razón se sesionó este lunes. La gran pregunta es: ¿tanto interés en temas de funcionamiento interno del Concejo Deliberante, cuándo ellos votaron en contra de la reducción del presupuesto en noviembre del 2021?"

Los concejales también trajeron a colación la muerte de una mujer en una delegación de OSEP, la falta de construcción de escuelas en esa comuna desde el 2015 y la carencia de bancos en la escuela Alfonsina Storni.

"Tal vez, el viceministro de Seguridad quiere desviar la atención de los maipucinos para ocultar que ya se ha llevado más de 80 efectivos a otros departamentos. O que en Villa Seca hay una comisaría a estrenar hace 2 años, pero aún esperamos que manden policías. O que durante su gestión cerraron la Subcomisarìa de Colonia Bombal. Por la inseguridad no aparece por Maipú, pero para los reglamentos internos del Concejo Deliberante es el primero", recalcaron y concluyeron: "A los concejales de Cambia Mendoza les pedimos más respeto por las leyes y la institucionalidad, menos circo, menos siesta y más compromiso con el pueblo de Maipú".

La novela de la disputa que empezó con las elecciones de noviembre

En noviembre del 2021 el peronismo maipucino perdió las elecciones legislativas y el triunfo que consiguió Cambia Mendoza le permitió ingresar a 7 de los 12 concejales que conforman ese Concejo Deliberante. Esos ediles asumirán en abril próximo, y la oposición se asegurará la mayoría.

Sin embargo, las autoridades de ese Concejo, por ley, se eligen a fines de febrero, ya que el periodo de sesiones ordinarias comienza el 1 de marzo. Por tanto, el 25 de febrero pasado, y con la actual conformación del Concejo, el peronismo que hoy tiene 5 ediles, pero tiene el respaldo de una concejal del Partido Intransigente, logró elegir como presidente al pastor evangélico Isaac Morales, que reemplazó al saliente Elián Japaz.

Morales tendrá mandato por un año y su permanencia en el cargo vence el último día hábil de febrero del 2023.

Atento a los cambios que se votaron este lunes en el Deliberante maipucino, para poder removerlo antes de ese vencimiento será un requisito ineludible contar con dos tercios de los votos. "Más allá de que se perdió en las elecciones legislativas, en el 2019 los maipucinos votaron a Stevanato como intendente y la gobernabilidad se tiene que asegurar con un presidente del HCD del mismo gobierno, que lo reemplace cuando sea necesario, no podría reemplazarlo alguien de la oposición", remarcaron en aquel momento desde el entorno del intendente maipucino.

Dejá tu comentario