El ambicioso proyecto de reforma de la Constitución que el gobernador envió este martes a la Legislatura tiene sólo 8 artículos, pero con ellos basta para intentar modificar la vida política actual y la forma en que los mendocinos elegirían a sus representantes.

Te puede interesar: Las variables y las restricciones que maneja Suarez para definir cómo sigue la cuarentena

Igualmente ahora se abre un largo camino que tiene en el horizonte un primer escollo, conseguir el apoyo de los dos tercios de cada cámara, algo que parece ya difícil con la negativa del PD y "la falta de consenso" que argumentó el PJ sorprendido del ingreso del proyecto.

 Embed      

A diferencia de los frustrados intentos anteriores de reforma, esta vez Suarez no buscará incluir la reelección del gobernador, algo que tendría aval del arco político, y si avanza con limitar la reelección de legisladores y concejales a una sola vez consecutiva, como ocurre ya con los intendentes.

También modifica algo histórico: si se aprueba, a partir de la próxima elección de gobernador habrá ballotaje, es decir no alcanzará con ganar por un voto, si la diferencia entre los competidores es mínima, habrá otra elección de segunda vuelta.

Tal vez el punto que mayor consenso social tenga sea el de pasar del sistema de bicameralidad actual, compuesto por 48 diputados y 38 senadores, a uno de unicameralidad que reduce ese número a sólo 48 legisladores y recorta así el gasto político. Sin embargo, más allá de ese ahorro, que no resulta significativo, no hay que perder de vista que deberán ser los legisladores quienes deban votar un recorte que los afecta directamente.

Te puede interesar: Thomas aconsejó bajar la ansiedad sobre la vuelta a clases presenciales

Además el proyecto busca suprimir las elecciones legislativas de medio término, según aducen desde el Gobierno, esa elección desenfoca al gobernador que acaba de asumir. Sin embargo, los partidos minoritarios como el FIT ya salieron a cuestionar esto porque aseguran que "restringe el acceso de terceras fuerzas" y por otro lado le asegura al gobernador que haya ganado las elecciones que no pasará mayores sobresaltos durante 4 años.

 Embed      

El proyecto también amplía los 4 distritos electorales actuales y los lleva a 5. Esto es porque divide al Gran Mendoza en dos distritos: el Norte , conformado por Lavalle, Las Heras, Guaymallén y Capital y el Sur, que integrarían desde ahora Godoy Cruz (estahoy en el tercer distrito con el Valle de Uco), Luján y Maipú.

Un tercer distrito quedaría para el Este, con La Paz, Santa Rosa, Rvivadavia, Junín y San Martín. Otro quedaría sólo para los departamentos del Valle de UCo y el quinto sería con las tres comunas del Sur.

Si la iniciativa gubernamental avanza en la Legislatura, en las próximas elecciones legislativas del 2021 los mendocinos deberían votar por el si o no a la reforma de la Constitución y luego elegir a los convencionales constituyentes que serán quienes redacten el nuevo texto de la próxima carta magna.

Te puede interesar...