Diario Uno Policiales Femicidio
Investigación

Femicidio en Maipú: la adolescente de 15 años fue apuñalada varias veces

Lucía Inés Fernández fue asesinada en una finca abandonada en Maipú. El femicidio habría ocurrido luego que la chica salió del colegio. Aún no hay detenidos

Al menos 13 puñaladas en el pecho recibió Lucía Inés Fernández, de solo 15 años, además de fuertes golpes en su cara y cabeza, a tal punto que quedó desfigurada. La joven fue hallada de casualidad en la noche del martes por dos hombres que fueron hasta una finca abandonada en Maipú para buscar leña, y alertaron a la Policía. Los padres de la adolescente ya la buscaban debido a que no había regresado de la escuela. También investigan si fue atacada sexualmente antes del femicidio.

Seguir leyendo

Al acercarse, y con la luz del día ya casi ausente, notaron que se trataba de una joven. Alrededor de ella había mucha sangre y también vieron que su cara estaba muy golpeada. Sin demorar más, llamaron a la Policía para alertar sobre el tremendo hallazgo.

Los pesquisas fueron hasta el lugar y constataron que se trataba de una chica menor de edad, la cual tenía el rostro desfigurado por los golpes que recibió por parte de su atacante con una piedra. Pero al inspeccionar más el cuerpo encontraron que tenía al menos 10 puñaladas en su pecho.

Mientras, los padres de Lucía la buscaban por todos lados, ya que salía a las 18 del colegio Padre Eduardo Iacono, ubicado en Ruta 60, en Beltrán, y llegaba a su casa en San Roque alrededor de las 19. Lo extraño era que ya habían pasado las 20 y nada sabían de su hija. Luego, se enteraron que el martes no habría estado presente en las clases.

Los datos se cruzaron en ese momento y de esa forma identificaron a la adolescente, cuyo cuerpo estaba a unos 3 kilómetros de la escuela de la cual era alumna. Además, a pocos metros de donde había quedado la chica, encontraron una mochila con útiles escolares.

La víctima fue trasladada al Cuerpo Médico Forense donde verificarán cuál fue la causa de muerte y si fue víctima de un ataque sexual.

Un vecino de la familia contó que hace unos seis meses en el lugar, una zona tranquila y rural. Veía que todos los días los padres acompañaban a la chica hasta la parada de colectivo para que fuera hasta el colegio.