Diario Uno > Policiales > femicidio

Femicidio: lo condenaron a prisión perpetua por asesinar a su esposa

El acusado del femicidio de su esposa, ocurrido en junio del año pasado en Córdoba, fue condenado a prisión perpetua. El hombre se hizo cargo del crimen y pidió perdón

El acusado por el femicidio de Verónica Tottis, ocurrido en junio del año pasado en la provincia de Córdoba, fue condenado a la pena de prisión perpetua este jueves y antes de la sentencia se hizo cargo del crimen y pidió perdón.

Se trata de Julio "Tito" Saluzzo, de 46 años, quien estaba acusado por el delito de "homicidio doblemente calificado por el vínculo y por mediar violencia de género", y había solicitado la realización de un juicio abreviado en el cual reconoció su autoría en el asesinato de quien era su esposa.

"Reconozco los hechos, y bueno, estoy sumamente dolido por cómo terminó esta situación. Pido perdón y me hago cargo del hecho del 4 de junio", dijo este jueves Saluzzo, quien siguió el juicio desde la cárcel de Bouwer en donde se encuentra detenido.

El cuerpo de Tottis, quien tenía 44 años, fue hallado calcinado el 4 de junio del año pasado dentro de una camioneta que se incendió en la banquina de la Ruta 13, entre las localidades de Luque y de Villa del Rosario.

Primero se pensó que Verónica había sido víctima de un accidente, pero luego, un par de pistas despertaron sospechas sobre su marido.

La prueba más contundente fue la señal de GPS del celular de Saluzzo, que indicó que el hombre se encontraba en el lugar del hallazgo a la hora del crimen.

"Tito" Saluzzo es muy conocido en Córdoba por ser propietario de una de las caballerizas más importantes de la provincia.

El juicio se realizó de manera virtual y estuvo a cargo de la Cámara en lo Criminal y Correccional de 12° Nominación, presidida por los vocales Ana María Lucero Offredi, Gustavo Reinaldi y María Gabriela Bella.

Tras escuchar la sentencia, Nicolás, un hermano de víctima, aseguró: "A Verónica la queremos recordar entre todos como una persona de bien, que lo único que quiso fue vivir y se dedicó plenamente a sus hijos".

El abogado de Saluzzo, Lucas de Olmos, había dicho que su cliente "la mató porque habría descubierto infidelidades", aunque aclaró que "eso no es justificativo".

Seguir leyendo