Violencia en la calle

Detuvieron a un penitenciario acusado de protagonizar una pelea callejera y un crimen en Guaymallén

El hombre quedó sindicado como el autor del asesinato de Raúl Oscar Plaza (55) ocurrido en las últimas horas del domingo. Si bien será acusado formalmente por la Justicia lo más probable es que termine en libertad

Un agente penitenciario quedó detenido y fue acusado de cometer un crimen en Guaymallén en las últimas horas del domingo. Sin embargo, el sospechoso podría recuperar la libertad debido a las circunstancias en las cuales se produjo la muerte de Raúl Oscar Plaza (55).

Cerca de las 20, un grupo de personas protagonizó una pelea en las inmediaciones del barrio Don Bosco. Más concretamente en calles Allayme y Moreno fue que Raúl Plaza terminó perdiendo la vida. La información policial y judicial sostiene que el hombre, que vivía a pocas cuadras de ese lugar, había consumido algunas bebidas alcohólicas y en plena vía pública fue que comenzó a discutir con otro sujeto.

La violencia verbal se convirtió en física cuando ambas partes se trenzaron en una pelea. Raúl Plaza se llevó la peor parte ya que producto de los golpes y el forcejeo terminó cayendo en una acequia y sufrió importantes lesiones en su cráneo. Si bien los vecinos intentaron reanimarlo y llamaron al 911, cuando llegó el personal de ambulancia era tarde ya que se constató su deceso.

► TE PUEDE INTERESAR: El presunto femicida de Rivadavia no tenía denuncias por violencia de género hechas por su ex pareja

El caso quedó en manos de la fiscal de Homicidios Andrea Lazo quien comenzó a recabar testimonios y rápidamente logró identificar al principal sospechoso. Horas después, cerca de la 1 del lunes, se realizó un allanamiento y el hombre se terminó entregando. Se trata de de Roberto Daniel Cantos, un agente penitenciario que tiene 39 años, según detallaron fuentes vinculadas a la investigación. El efectivo presta servicio en la Unidad Gestión de Salud del Servicio Penitenciario, es decir, que se encarga de custodiar a los presos que están internados en distintos hospitales.

Se espera que en las próximas horas sea imputado por homicidio preterintencional, una calificación legal que considera que su ataque no debería haber causado la muerte de la víctima fatal ya que a priori el deceso se produjo por la caída a la acequia. Se trata de un delito excarcelable ya que prevé de 1 a 3 años de cárcel, por lo que probablemente recuperará su ilbertad en el corto plazo.

En tanto que la Inspección General de Seguridad (IGS) abrió un sumario para investigar administrativamente el funcionario y se solicitará su pase a pasiva, es decir, que mientras atraviesa este proceso quedará apartado de sus funciones y cobrará la mitad de su sueldo.

►TE PUEDE INTERESAR: Se publicó el decreto con los detalles del aumento salarial que recibirán docentes y celadores

Temas relacionados: