Policiales Miércoles, 15 de marzo de 2017

Atacaron en la cárcel a Rita Rodríguez, la mujer que asesinó a su hija Luciana

La interna estuvo un día y medio internada producto de los golpes que recibió por el resto de las internas. Su situación es cada vez peor en el penal.

La situación de Rita Evelyn Rodríguez (27) va de mal en peor desde que está tras las rejas, luego de ser hallada culpable de asesinar a una de sus hijas hace 3 años, Luciana Milagros (3). La mujer fue atacada por un grupo de internas, pese a estar en un régimen especial para custodiar su integridad, y debió ser internada.

Los problemas han sido una constante desde que ingresó a la Unidad Penal de Mujeres, ubicada en la localidad lasherina de El Borbollón y la semana pasada no fue la excepción. La interna se encuentra alojada en un Régimen de Integridad Física (RIF) dentro de la cárcel. Este espacio está destinado para reas que tienen problemas con el resto de la población y está ubicado pegado a la guardia de penitenciarias.

Días atrás, la asesina de su propia hija protagonizó un episodio donde intentó autolesionarse, por lo que estuvo algunos días alojada en el Hospital Neuropsiquiátrico El Sauce, ubicado en Guaymallén.

Luego regresó al RIF, donde fue atacada físicamente por las otras tres presas que se encuentran en ese lugar. Rodríguez recibió lesiones en el ojo y en el pecho, por lo que tuvo que ser trasladada al Hospital Central donde estuvo un día y medio internada, según comentaron fuentes penitenciarias.

La mujer ya fue dada de alta y regresó al penal, aunque ahora está en la capilla del mismo ya que no puede volver al RIF. Sucede que la Séptima Cámara del Crimen ha dictado una medida para proteger su integridad y, de hecho, la mujer tuvo una audiencia tras el violento episodio. Su defensora oficial, Silvina González, ha pedido en reiteradas ocasiones que sea trasladada a otro penal debido a la gran cantidad de problemas que presenta, aunque hasta el momento no se ha resuelto su situación.

Fuentes ligadas al caso aseguraron que Rodríguez recibe constantes visitas de su pareja e incluso se ha sacado en varias ocasiones el dispositivo intrauterino (DIU) que los camaristas le obligaron a colocarse. Su estrategia es quedar embarazada y así pedir la prisión domiciliaria.

De hecho, la condenada a perpetua ha presentado por su propia voluntad -sin la anuencia de su representante legal- reiterados hábeas corpus ante la Cámara del Crimen en busca de volver a la calle. Para esto utilizó como excusa que debe cuidar a su hija de 2 años, que nació cuando ya estaba detenida, pese a que la Justicia le quitara la tenencia luego de encontrar rastros de droga en la sangre de la bebé.

Desde un comienzo, la interna fue recibida con gritos e insultos por el resto de la población carcelaria. Sucede que, según cuentan los especialistas en el asunto, las mujeres que asesinan a niños están "mal vistas" dentro del penal.

La mujer también ha recaído en su adicción a las drogas en retieradas oportunidades e incluso admitió que consume marihuana cuando fue consultada sobre este punto en el juicio que ventiló el asesinato de Luciana Rodríguez.

Conmocionante crimen

La pequeña Luciana murió por fuertes golpes que recibió por parte de su padrastro, Jorge Coco Orellano (36), en la mañana del 7 de enero de 2014. El hombre y la madre biológica de la menor, Rita Rodríguez, fueron detenidos esa misma jornada en la casa que ambos habían usurpado en calle Entre Ríos de Ciudad.

Luciana Rodríguez, asesinada por su padrastro y víctima de un Estado ausente.
Luciana Rodríguez, asesinada por su padrastro y víctima de un Estado ausente.

El 29 de septiembre de 2015, ambos fueron condenados a prisión perpetua. Orellano en calidad de autor de homicidio agravado por ensañamiento. La mujer por el mismo delito pero agravado por el vínculo y en comisión por omisión -es decir, no hizo nada para evitar el desenlace fatal-. En febrero pasado, la Suprema Corte de Justicia confirmó el fallo.

Más noticias