Policiales Viernes, 22 de diciembre de 2017

Abuso en Al Sur: el detenido es un barman y será imputado como autor

Leonardo Ariel Medina Martínez (31) fue capturado en la mañana viernes en su domicilio. Habría un video que lo complica en el expediente.

En el transcurso de las próximas horas, las autoridades judiciales imputará al hombre que fue detenido como el principal sospechoso de violar a una joven en el boliche Al Sur, ubicado en Chacras de Coria.

Leonardo Ariel Medina Martínez (31) será formalizado como autor material de abuso sexual agravado por acceso carnal, según confirmaron distintas fuentes ligadas al caso. Quien tomará la medida será la fiscal de Delitos Sexuales Cecilia Bignert, quien reemplaza a su colega que lleva la causa Virginia Rumbo -está de licencia-.

Los sabuesos judiciales aseguraron que hay elementos contundentes para vincular a este hombre en el caso. No sólo porque trabaja como barman en el boliche y tenía acceso al sector privado donde la víctima fue vejada, sino porque habría un video donde se lo ve dialogando con la joven antes de que se consumara el hecho.

Medina fue detenido cerca de las 6 de este viernes. Los investigadores ya habían emitido un pedido de captura con su nombre días atrás. Personal policial de la División Delitos Sexuales realizó un allanamiento en su domicilio, en la manzana J del barrio Paraguay. Allí lograron no sólo su captura si no el secuestro de una pistola 9 milímetros que estaba cargada, otro cargador lleno y dos teléfonos celulares.

Sector VIP

El sábado 4 de noviembre pasado se realizó la clásica apertura de los patios en el boliche Al Sur. Una joven de 21 años junto a un grupo de amigos y amigas se dirigieron al evento. Según recordó la víctima, a un chico que le convidó algunos tragos y minutos después se desvaneció. El nivel de alcohol en sangre que tenía era bajo, por lo que sospechan que fue drogada.

Tras buscarla varias horas, sus amigas la encontraron tirada en un sillón con manchas de sangre en su pantalón. El Cuerpo Médico Forense (CMF) constató lesiones compatibles con un acceso carnal, aunque no encontraron semen para luego ser comparado genéticamente con algún sospechoso.

Dos días después, personal policial acudió al lugar para llevarse las grabaciones de las cámaras de seguridad. Como era demasiado material, dejaron algunos discos copiando la información durante la noche, pero cuando acudieron al otro día habían realizado un boquete y se habían llevado los elementos. Es por esto que se generaron dos expedientes más: uno penal por el robo y otro administrativo para determinar el accionar de los uniformados.

El lunes pasado se realizó una inspección ocular en el lugar y la víctima pudo identificar con precisión el lugar donde fue atacada. Se trata de un sector donde tienen acceso muy pocas personas que están vinculadas al boliche.

Más noticias