Mundo Miércoles, 7 de febrero de 2018

Murieron bombardeadas unas 70 personas en un enclave rebelde en Siria

La Fuerza Aérea del presidente Bashar al Asad atacó un bastión opositor. 18 de los fallecidos eran niños.

Socorrista. Un integrante de los Cascos Blancos lleva en sus brazos a una niña.

Al menos 70 civiles, entre los cuales 18 eran niños, murieron en bombardeos contra el enclave rebelde de Guta Oriental, cerca de Damasco, Siria, día en el que la ONU abrió una investigación sobre presuntos ataques químicos del gobierno sirio.

La Fuerza Aérea siria bombardeó ayer ese bastión rebelde, indicó la ONG Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH). Los ataques provocaron la muerte de al menos 70 civiles, entre ellos 18 niños y 20 mujeres, además de decenas de heridos dijo la ONG.

En la localidad de Saqba un corresponsal de AFP pudo ver al cuerpo de socorristas Cascos Blancos sacar de entre los escombros a una niña con el rostro ensangrentado.

En Kafr Batna, un mercado situado cerca de una escuela fue totalmente destruido.

Guta Oriental, sitiada por las fuerzas del régimen desde 2013, es bombardeada casi todos los días. Los casi 400.000 habitantes sufren ya a diario escasez de alimentos y medicinas.

Las últimas semanas el régimen intensificó sus bombardeos en ese enclave, así como en la provincia de Idlib, otro bastión rebelde del noroeste de Siria.

El lunes, 31 civiles murieron en ataques del régimen contra Guta Oriental, y 16 personas murieron en Idlib, según el OSDH.

Esas dos regiones forman parte de las cuatro zonas de distensión instauradas en Siria para obtener una tregua en los combates. El conflicto que desgarra Siria desde 2011 ha causado más de 340.000 muertos.

El martes, una comisión de la ONU que investiga crímenes de guerra cometidos en Siria, estimó que los combates en esas zonas, "dejan en ridículo las llamadas zonas de distensión". "En las últimas 48 horas la importancia y la ferocidad de los ataques aumentaron considerablemente", lamentó.

La comisión anunció además que investigaba presuntos ataques químicos del régimen en Saraqeb, una localidad de la provincia de Idlib, en donde se reportaron 11 casos de sofocación, así como en Guta Oriental.

El 22 de enero, el OSDH reportó 21 casos de sofocación en Guta, mientras que habitantes y fuentes médicas habían evocado un ataque con cloro. El régimen de Damasco niega utilizar armas químicas.

Dejanos tu comentario